Deportes

Baile granate

Copa Sudamericana-. Esta noche, en el sur, Lanús goleó a Belgrano de Córdoba en el choque por 16avos de la Copa Sudamericana. Heredia vio la roja al minuto del primer tiempo para Belgrano.

El partido arrancó con todo, ya a los 20 segundos de comenzado el encuentro González llegó a ponerse cara a cara con Heredia, arquero de Belgrano, y este le cometió penal. El árbitro Antonio Arias lo echó, y Belgrano se encontró con que antes del minuto de juego ya tenía que hacer un cambio, y por lo tanto cambiar las formas con las que iba a encarar el partido: tenía que cambiar a un jugador y encima estaba con un penal en contra. Todo mal arranco el partido para los cordobeses. Zielinski se decidió por sacar a Parodi y que entre Acosta, el arquero suplente del pirata.

A los tres minutos, Aguirre pateó el penal y convirtió el 1-0 a favor de Lanús. Si bien con este resultado nada cambiaba porque Belgrano tenía que hacer si o si un gol como antes, ya la cabeza del jugador había cambiado. En este partido Belgrano sufrió por todos lados, la defensa tuvo una de sus peores noches, el equipo también y por eso terminó de esa forma.

Lanús siguió buscándolo y lo tuvo en un arco todo el primer tiempo hasta que a los 40 minutos Braghieri logró convertir el segundo y empezó a liquidar la serie. Así se fueron al descanso. Belgrano sabía que tenía que jugársela completamente porque necesitaba dos goles para pasar. En el segundo tiempo el Ruso, técnico de Belgrano, metió un cambio que marcaba a las claras esta cuestión de salir a buscar los goles. Ingresó Rigoni por Prediger. Así comenzó un segundo tiempo a puro vértigo, de ida y vuelta. Pero a los catorce minutos Lanús logró marcar el tercero, gracias a un gol en contra de Farré.

A los 23 minutos, Óbolo remató al palo y Velázquez, su compañero en la delantera, convirtió el descuento de rebote. A pesar que estaban con uno menos, con ese gol tenían que buscar dos más y a eso iban, hasta que a los 32 minutos del complemento Almirón mandó la cuarta pelota con destino de red y el grana sentenció toda mínima esperanza que tenían los cordobeses. A partir de ahí Belgrano ya no quería jugar más. Para colmo, a los 46 minutos, el ingresado Di Renzo marcó el quinto gol y abultó aún más la goleada.

El partido terminó 5-1 con un global de 6-2. El próximo rival para el granate, por los octavos de final, será contra Defensor Sporting de Uruguay.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close