Deportes

Boca le ganó a Racing en Avellaneda

Buenos Aires.-  Boca venció a Racing por 1 a 0 en el Cilindro de Avellaneda, por la fecha 5 del Grupo 3 de la Copa Libertadores. Nicolás Lodeiro anotó el único gol del partido y clasificó al “Xeneize” a los octavos de final.

Penúltimo partido del Grupo 3 de la Copa Libertadores de América. Racing Club recibía a Boca Juniors como puntero del grupo con 8 puntos, dos por encima del “Xeneize”. Es por eso que el conjunto de Facundo Sava debía al menos empatar para sumar y viajar casi clasificado a Bolivia, para jugar con el Bolívar en La Paz. Todos saben lo difícil que es jugar en la altura, y es por eso que este partido era crucial para las aspiraciones de Racing, pero también de Boca claro está. Porque los de Guillermo Barros Schelotto llegaban con 6 unidades y debían sumar un punto al menos, ya que en la última fecha enfrentarán al Deportivo Cali -último en el grupo y casi eliminado del certamen- en la Bombonera.

Y si el partido tenía todos estos condimentos, no se podía esperar otra cosa que un trámite parejo, trabado, con mucha tensión y poco juego. Y aunque los dos equipos tienen ideas de juego ofensivas, ambos contaban con un esquema táctico de 4-4-3, las ocasiones de gol fueron muy escasas y el buen juego brilló por su ausencia. Ni el tridente Milito-Bou-López, ni el conformado por Lodeiro, Pavón y Tévez, pudieron generar peligro y sólo realizaron aproximaciones al área. El mediocampo estuvo ausente, careció de fútbol y los delanteros se tenían que arreglar solos. Sobre todo se notó la poca intervención de Oscar Romero, ya que es el paraguayo quien acostumbró a los académicos a ser el más decisivo y el armador de juego. La misma preocupación fue la que tuvo el Mellizo Guillermo, quien no encontró respuestas con Fernando Gago ni con Pablo Pérez.

Ya de arranque se vio lo duro que iba a ser el partido, cuando en una de las primeras Ezequiel Videla le pegó una patada muy fuerte a Pérez desde atrás. Debió ser expulsión, pero el juez Carlos Vera solamente lo amonestó. Quizás de haber sido una infracción realizada en la segunda parte, el árbitro podría haberlo echado. Pero además, fue Boca quien demostró de entrada querer manejar los hilos del partido. No fue preciso, no tuvo muchas aproximaciones al arco custodiado por Sebastián Saja, pero inquietó más y tuvo más posesión de la pelota. Y lo que mejor hizo fue no dejar espacios en defensa, jugar corto y no permitirle a Racing crecer en el juego. Sin tanta presión pero con concentración y atención constante a las marcar para no dejar que el local pudiese aprovechar a alguno de sus tres goleadores.

A pesar de esto, la “Academia” tuvo algunos avances por las bandas y en uno de ellos provocó un penal que ni el árbitro ni el línea observaron. Bou encaró por la izquierda, se metió al área y el colombiano Frank Fabra se tiró al piso y arrastró la pelota con el brazo. Jugada polémica, que nadie advirtió, ni siquiera el propio delantero académico. En definitiva fue muy pobre la actuación de ambos, pero más preocupa por el lado de Racing, quien estuvo muy paciente, como esperando el final del partido y sumar un nuevo punto que lo deje con un pie en los octavos de final. Lo cual no lo estaba saliendo mal, de no haber sido por ese ataque aislado de Boca. A los 83 minutos, cuando nadie se lo esperaba, avanzaron con pases cortos y pelota al pie, Gago cambió de ritmo y abrió para Pavón que mandó un centro rasante, los pasó a todos y por atrás apareció Lodeiro para empujarla al gol. El uruguayo convirtió el gol que le termina dando la clasificación a octavos de final, cosa que parecía que se iba a definir en la última fecha frente al Deportivo Cali en la Bombonera.

Racing por su parte, se complicó en un grupo donde estaba muy tranquilo, con la clasificación casi en el bolsillo y donde ahora deberá llevar a Bolivia lo mejor que tiene para no sufrir demasiado en La Paz. El Bolívar todavía debe jugar su partido frente al conjunto colombiano y de ganar le meterá presión al equipo de Sava, que deberá conseguir un punto para lograr avanzar de fase. Y sobre esta situación, el entrenador declaró: “Este partido nos cambia todo. En Bolivia tenemos que buscar al menos un empate sí o sí. Iremos con lo mejor”. Pero además considera que tienen muchas chances de clasificar, y que con respecto a jugar en La Paz a 3600 metros sobre la altura del mar, Sava explicó que “los médicos están trabajando hace un tiempo para ver cómo podemos rendir de la mejor manera”.

Nicolás Leonel Prieto

Estudiante de Ciencias de la Comunicación (UBA). Deportes: Fútbol -nacional e internacional- y Liga Nacional de Básquet.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close