Internacionales

Bolivia confronta lavado de dinero

Bolivia.- El embajador de Brasil Raymundo Rocha indicó desde una rueda de prensa ofrecida en su residencia con motivo de su nuevo cargo, que su país instalará en Bolivia un laboratorio para detectar el lavado de dinero  que busca encontrar organizaciones vinculadas con el narcotráfico. 

Con la designación de Rocha como nuevo embajador se plantea realizar diversas propuestas en el sector de seguridad y economía. pero el diplomático considera que una de las más interesantes es la instalación en Bolivia de un laboratorio para identificar blanqueamiento de dinero con una tecnología que se creó en Brasil.

Ese mecanismo forma parte de un proyecto brasileño que se prevé expandir, inicialmente en Bolivia, en el marco de una gran cooperación policial. “Entonces hay una cantidad de más como dije la cooperación policial, es enorme para combatir los temas de ilícitos”.

Brasil  tiene la intención de reducir las plantaciones de hoja de coca del Chapare, sustituyendo la actividad comercial en la región con negocios piscícolas y de banano.  “Es la primera vez que esta red con tecnología brasileña se instalará en otro país, y será en Bolivia. Se trata de un laboratorio para identificar lavado de dinero (…) Esta iniciativa es una de las medidas conjuntas para combatir el narcotráfico y el crimen organizado”.

El objetivo principal del proyecto es detectar los capitales generados por el narcotráfico, la corrupción y el crimen organizado trasnacional. Los laboratorios de tecnología contra el lavado de dinero procesan y analizan grandes cantidades de datos financieros y bancarios en un tiempo reducido. Brasil instaló su primer laboratorio en 2007. 

La presidenta de la comisión de Política Internacional del Senado, Patricia Gómez, percibió de forma favorable la propuesta y señaló que el laboratorio será de “gran ayuda” para combatir el narcotráfico. “Tenemos con Brasil una amplia frontera y estos mecanismos ayudan a combatir no solo el narcotráfico, sino también la corrupción y las mafias internacionales.”

En la actualidad, Bolivia y Brasil mantienen vigente un pacto para mejorar las tareas de coordinación y realizar operaciones binacionales contra el narcotráfico y el crimen en la extensa frontera común de 3.423 kilómetros.

Brasil inauguró su primer laboratorio de estas características en 2007 y su meta es instalar decenas de ellos en su territorio. El sistema brasileño que opera con esa red cooperará con la Unidad de Investigaciones Financieras de Bolivia.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close