De las canchas a las pasarelas

Desde que el balompié se convirtió en un deporte insignia en el continente europeo, las grandes industrias de moda lo fijaron como su siguiente objetivo para captar nuevos mercados con quienes comercializar sus productos.

Una estrategia de marketing bien planeada, que ha generado en los últimos años cantidades incalculables de dinero, que hoy sustentan la economía de varios países.

Algunos expertos en el tema aseguran que en dicho resultado infiere un elemento clave, y es el posicionamiento del nombre de figuras legendarias o nacientes del fútbol en las ligas europeas y sudamericanas, quienes con su imagen logran apalancar cualquier proyecto publicitario.

Dentro del amplio grupo de destacados jugadores que se han dejado seducir por esta alternativa de incrementar sus ingresos, se encuentran:

David Beckham: inició su carrera en la moda como imagen global de la compañía Italia Armani en 2007, promocionando su línea de ropa interior masculina en compañía de su esposa Victoria Beckham. Desde entonces no ha parado de ser contratado para convertirse en el maniquí de renombrados diseñadores; además de su reciente empleo como Director Creativo de su propia colección de ropa de bajo costo para los almacenes H&M.

Cristiano Ronaldo: a comienzos de 2013 la empresa de ropa interior masculina con base en Dinamarca, JBS, anunció que la tenista danesa Caroline Wozniacki había sido relevada por su escaso impacto en la clientela de la marca, y en su lugar el futbolista portugués se quedaría como embajador de la misma, incluyendo la oportunidad de ponerle su nombre a una de las colecciones de bóxers y briefs. Ésta se llama CR7, y es una de las que más entradas en términos de dinero le genera a JBS.

Lionel Messi: después de llevar a muchas alfombras rojas los atuendos elaborados por los italianos Dolce y Gabbana, éstos optaron en 2013 por ofrecerle un millonario contrato para que fuese su nuevo modelo para la línea de calzoncillos. Cuando la prensa internacional obtuvo las primeras fotografías de la campaña, hasta la internet replicó la noticia por varios días seguidos generando tendencia.

James Rodríguez: semanas posteriores a finalizar la Copa Mundial de Fútbol en Brasil en 2014, el jugador colombiano sorprendió a sus seguidores al comentar en redes sociales que sería la imagen de la firma de ropa interior para adultos y niños Bronzini. Debido al éxito en ventas, esta firma de moda colombiana que hace parte de una cadena de almacenes a nivel nacional, no dudó en firmarlo para su siguiente colección que hizo parte de la temporada primavera – verano 2015.

Neymar Junior: al crack brasileño no le fue muy bien intentando incursionar en el comercio de calzoncillos, sin embargo, la prestigiosa marca de gafas deportivas Police lo ha contratado como su imagen por tres años consecutivos, debido a la acogida que ha tenido el producto desde que Neymar comenzó a figurar en sus catálogos anuales.

Fotografías tomadas de Cromosomax, Dolce and Gabbana, Armani  Bronzini y Mundo Deportivo.