Director de cine mexicano denunció a tienda deportiva por homofobia

México.-  El director de cine mexicano Manolo Caro, denunció a una tienda deportiva en Ciudad de México por el comportamiento homofóbico de su gerente.

Caro, es el creador del exitosas películas como “La vida inmoral de la pareja ideal”,”Elvira’”, “Amor de mis amores’”y “No sé si cortarme las venas o dejármelas largas”.

El director denunció a través de sus redes sociales que fue víctima de homofobia por parte de la gerencia de la tienda deportiva Deportes Martí.

Según el cineasta, el personal de la tienda le impidió la filmación de la escena de un beso entre dos hombres en sus instalaciones.

Caro alegó que existía un contrato firmado que le autorizaba a grabar la mencionada escena.

El reconocido director de cine estaba en medio del proceso de grabación de la nueva serie de Netflix “La casa de las flores”.

Luego del incidente, Caro se mostró indignado por la actitud del gerente de Deportes Martí.

El mencionado empleado interrumpió la filmación para prohibir que el director grabara la escena, alegando que no va con la marca ni la imagen de Deportes Martí”.

Tampoco permitió que la pareja de actores se le acercaran para explicarle el por qué era necesaria la escena. 

Tras la denuncia de Caro, varios de los actores se unieron a la manifestación de rechazo contra el establecimiento.

Los artistas consideraron estos actos homófobos como “patéticos” y declararon en las redes sociales que no volverían a comprar productos en el local.

Dueños de la tienda se disculparon con el director de cine

Horas después del incidente, los dueños de la tienda emitieron un comunicado a través de su cuenta en la red social Twitter.

En el mismo se deslindaron de los hechos y rechazaron la actitud homofóbica del gerente de la tienda.

Según el escrito, el gerente actúo por cuenta propia y contradijo los valores de la empresa.

Deportes Martí reiteró que es “una organización incluyente y libre de cualquier tipo de discriminación”.

También invitaron a Caro a regresar a sus instalaciones a realizar la filmación de la escena, a lo que el cineasta se negó rotundamente.

Además invitó a sus seguidores a nunca quedarse callados ante la discriminación y la homofobia.