EE.UU. y Reino Unido pidieron elecciones en Venezuela

Venezuela.- La ministra de Servicios Penitenciarios, Iris Varela, encabezó este jueves la delegación gubernamental en la sesión de cierre del Examen Periódico Universal de Derechos Humanos del Consejo de Derechos Humanos de la Organización de Naciones Unidas.

En dicha reunión, Venezuela se erigió como pionera en materia de promoción y protección de derechos humanos según declaró la propia ministra Varela ayer frente al Consejo, apenas a ocho días del hallazgo de un cementerio dentro de la prisión que su oficina administra y que fue desalojada entre octubre y noviembre del año pasado, luego de un enfrentamiento entre bandas dentro del penal.

La exposición de la ministra no convenció a las delegaciones de Estados Unidos y Reino Unido, que en noviembre del año pasado fueron enfáticos recomendándole al Estado venezolano que respetará a la Asamblea Nacional, cumpliera los derechos y procesos electorales (en aquel entonces el referéndum revocatorio) y que además liberará a los presos políticos. En ese momento, todas estas recomendaciones fueron rechazadas por Venezuela.

En ese sentido, la misión británica manifestó su preocupación por la crisis interna e instó “a todas las partes” a dialogar en un marco de respeto a la Constitución del país. “Esperamos que el gobierno venezolano reconsidere su posición y participe en un diálogo constructivo en pro de los ciudadanos”.

Igualmente solicitaron que se integre a la Asamblea Nacional sobre los objetivos de gobernabilidad y los retos económicos. Asimismo, la vocera del gobierno británico exhortó a Venezuela a invitar a los miembros del Consejo y al Alto Comisionado de Derechos Humanos a una visita oficial a esa nación.

Por su parte, la representante de EEUU exhortó al gobierno venezolano a “elaborar un cronograma de elecciones para este año, liberar a todos los ciudadanos que han sido detenidos por opinar, permitir a la Asamblea Nacional desarrollar sus funciones, admitir las manifestaciones políticas y que los medios de comunicación independientes puedan informar”.

Igualmente, la misión de Estados Unidos advirtió sobre el empeoramiento de los derechos humanos desde última sesión celebrada en noviembre de 2016 y criticó al gobierno por haber alabado públicamente el proceso de diálogo sin que ello se tradujera en “seguimiento a los compromisos acordados”.

Además, señalaron que el reciente proceso de registro para las organizaciones políticas “podría eliminar a numerosos partidos de la oposición”.

En el caso de EEUU las recomendaciones anteriores se formularon durante el gobierno de Barack Obama y su ratificación y ampliación se produce bajo el mandato de Trump.

Comments

comments