Firma británica cerró definitivamente sus tiendas en España

España.- La moda sufre en España tras el aparente cierre definitivo de todas las tiendas de Topshop en el país ibérico. 

Los residentes en España ya no podrán disfrutar de ese pequeño privilegio que suponía acudir a una tienda Topshop porque la firma decidió cerrar todas las tiendas que por mucho tiempo vistieron de glamour a los españoles con  blazer especiales, camisas con estampados diferentes, uno que otro jersey apetecible y, por supuesto, los vaqueros.

La marca y su socio en España, la andaluza Glasak decidieron abandonar el mercado español clausurando las tiendas con las que operaba. Al parecer los medios de moda especulan que pudieron haber sido las ventas de la marca en España que no arrojó resultados favorables o que la marca desea darse un descanso para regresar recargada.

La conmoción llegó a los seguidores cuando comenzaron a ver las redes sin información actualizada, sobre todo, porque ya se acerca la temporada navideña, y las vidrieras comienzan a prepararse para la temporada. Entre las tiendas físicas que la marca tenía en España y que ahora están cerradas desde el pasado miércoles 6 de septiembre destacan: Madrid, Barcelona, Marbella y Granada. En los centros comerciales están La Cañada y Nevada respectivamente.

Las sospechas sobre el cierre comenzaron en la red social de Instagram donde la cuenta colgó una imagen con un escaparate comunicativo que no aporta mayor información, de manera que, llamó poderosamente la atención de los usuarios que desde el pasado mes de julio, el perfil de Instagram de la división española de Topshop no se actualizase.

De hecho, la cuenta continúa sin mostrar actividad, de modo que el cambio de estrategia no se ha comunicado a los más de 73.000 fans que siguen la cuenta y que han comentado su sorpresa al acudir a algunas tiendas y ver que están cerradas.

Por otro lado, la baja demanda habría llevado a la marca de origen británico a replegarse. En 2016 las pérdidas  ascendían a 400.456 euros y, para su socio Glasak  “la oferta de Topshop ya no se conecta con el público español”.

Sin embargo, el socio comercial de la firma británica manifestó en los medios españoles su deseo de buscar un gran local para crear un nuevo flagship. De momento, los consumidores españoles deben esperar para comprobar si sencillamente se trata de una pausa de la firma en el mercado.