Deportes

Guillermo entre la Sudamericana e irse de Lanús

Lanús-. En el día de ayer Lanús venció a Newells, pero todavía no se sabe si el técnico granate va a seguir en su cargo el año que viene. 

Los Barros Schelotto están definiendo si se quedan o se van de Lanús. Hay varias versiones, algunas que dicen que ya tienen decidido irse después de la liguilla, otra que dice que según cómo les vaya en este reducido, se quedan o se van. Lo cierto es que los entrenadores son queridos por todos en el club del sur y si se van es por decisión de ellos mismos.

El presidente de la institución, Alejandro Marón, ya manifestó su apoyo al DT granate y le pidió que se quede por Twitter. El presidente expuso: “Lo mejor que le puede pasar a Lanús es que Guillermo y su cuerpo técnico se queden en el club”.

Las cartas están echadas, todos quieren la continuidad pero al parecer los mellizos no quieren más. Suena Racing como su futuro equipo, también hay un candidato a presidente en Boca que dijo que si ganaba Guillermo era el nuevo técnico del xeneize. Pero a esto, el mismo mellizo se encargó de aclarar que cuando se vaya el vasco él va a tardar seis meses en volver, por respeto a su amigo.

En Lanús no saben cómo convencerlo, están haciendo todo lo posible. La única carta que le queda al conjunto del sur es clasificar a la Sudamericana y que eso lo motive a Guillermo a quedarse por un año más aunque sea.

Luego de la victoria ante Newells ayer, Guillermo dijo: “Voy a respetar el contrato hasta fin de año, no puedo pensar en otra cosa que no sea la liguilla. Después escucharé a la gente de Lanús”.

En el conjunto granate  los mellizos debutaron en 2012 y desde ahí se ganaron el cariño del público con muy buenas campañas y hasta un título internacional. Estos son los números de los mellizos como DT: Debutó en la temporada 2012/13 con un torneo muy bueno en donde su equipo jugó 38 partidos y ganó 18, perdió 7 y empató 13. Esta temporada muy buena le permitió acceder a la Copa Sudamericana del 2013.

Aquella Copa Sudamericana la ganó y ese fue su primer titulo como técnico y además el primer certamen internacional de Lanús. Después no pudo ganar más nada, pero si le cambió la mentalidad al equipo, creó una forma de jugar y puso a Lanús como un equipo siempre protagonista en los torneos.

En total Guillermo dirigiendo a Lanús tuvo 159 partidos, de los cuales ganó 70, empató 48 y perdió 41. Con 208 goles a favor y 144 en contra. Por esto es que la gente de Lanús no quiere que se vaya. La decisión está en ellos, todos lo quieren en el sur por un año más.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Te puede interesar

Close
Close