Uruguay: Senado votó en contra de subsidio a Sendic

Uruguay.- Entre imputaciones de “mentirosos”, atribuciones de “apocamiento institucional” e interrogantes más políticas que técnicas, el Congreso votó recientemente, a solicitud de diversos congresistas de la oposición, sobre dejar sin efecto el subsidio otorgado al ex vicepresidente de la República, Raúl Sendic, hasta la venidera legislatura, consulta que en último lugar resultó negativa por 14 votos de 30.

Según reseñó el portal La Diaria, Pablo Iturralde, uno de los parlamentarios que mostraron el recurso de revocación contra la disposición de cancelar el subsidio a Sendic, entró ayer al Congreso como vocero del Partido Nacional en el asunto.

Iturralde manifestó que las reglas son claras, en alusión al apartado diez del artículo 77 de la Constitución, que instituye que “solamente si se termina el mandato se puede solicitar el subsidio”, que, según los cálculos expresados, sería de cerca de cinco millones de pesos.

Mientras tanto, el colorado José Amorín modificó el ángulo de la discusión: “Nosotros consideramos que usted se equivocó –manifestó a la presidenta del órgano reglamentario, Lucía Topolansky– cuando concedió el subsidio, porque es la cámara la que tiene que votarlo por tres quintos”, declaró.

El independiente Pablo Mieres igualmente rechazó “de forma radical” la resolución de la vicepresidenta de la República, por lo que consideró un acto “políticamente peligroso y legalmente improcedente”.

Imagen relacionada

El congresista Charles Carrera, perteneciente al partido Frente Amplio, en cambio, apuntaló a Topolansky bajo la justificación de que el “propósito” de la discusión es “qué función cumple el [ex] vicepresidente acorde al ordenamiento jurídico: ¿es congresista en los términos del artículo 77 apartado diez o el de vicepresidente es un cargo propio que no corresponde al de legislador? Son cargos diferentes y, de hecho, cuando nuestra Constitución habla de asambleístas simplemente lo hace refiriéndose a los cargos de representantes y senadores. Nunca engloba al vicepresidente dentro del concepto de legislador”, aseveró.

Sin embargo, Mieres discrepó con Carrera y sostuvo que “si no hubiera procedido como legislador, todas las legislaciones que se ratificaron en este período debieran de anularse. ¿Qué es votar un estatuto sino legislar? No existe duda de que el vicepresidente se encuentra entre los legisladores porque su voto muchas veces es definitorio”.

De igual forma, explicó que aunque “puede que no fuera congresista, legislador es, sin lugar a duda”. Sobre los motivos de la renuncia de Sendic, Amorín expuso que “no son menores”.

“No lo hace ni por enfermedad ni por motivos desconocidos, sino calumniado por denuncias de corrupción. Al principio se entendía que era de la prensa de derecha, luego de sectores de la oposición, y termina concurriendo la Comisión de Ética de su propio partido y luego la Junta de Transparencia y Ética Pública”, sustentó, y añadió que todo resulta “mucho más claro” si se toma en cuenta esto.