Internacionales

México: Rescataron a 198 migrantes ilegales en situación precaria

Los viajeros son de nacionalidad hondureña, guatemalteca y salvadoreña. Eran obligados a transportarse dentro de cajas

México.- Funcionarios del Instituto Nacional de Migración rescataron ayer a 198 migrantes centroamericanos, quienes eran obligados a viajar en condiciones de insalubridad.

En coordinación con la Secretaría de la Defensa Nacional, en horas de la madrugada se detuvieron dos camiones de remolque en las vías de Ciudad Victoria, en Tamualipas, con dirección a Linares, Nuevo México.

De acuerdo con agentes mexicanos, los viajeros fueron transportados en condiciones de hacinamiento e insalubridad. Tampoco contaron con ventilación adecuada, agua ni alimentos.

El INM señaló que la captura fue gracias a los operativos de control en el municipio de Oyama, Tamualipas. En el punto de revisión se identificó, a través de equipos de escaneo del Ejército mexicano, que dos vehículos presentaron irregularidades. 

Funcionarios del INM y militares mexicanos descubrieron que en la carga del primer vehículo eran transportados 101 extranjeros. En un escaso espacio se halló a 75 adultos y unos 26 menores de edad. Por su parte, en el segundo camión, se encontraron unas 97 personas.

Al final, el informe contabilizó a unas 198 personas del operativo de seguridad. Ninguna de ellas presentó acreditaciones de estancia legal en el país.

Unas 103 son originarias de Honduras, unas 76 personas de Guatemala, y 19 de El Salvador. Además, del total de menores, unos 24 viajaron sin representante legal ni consanguíneo. También se identificó al menos tres mujeres embarazadas en el transporte.

“No ve uno ni qué hora es ni la luz del día”

Según el testimonio de los viajeros, la travesía empezó en el estado de Tabasco. Igualmente, el grupo informó que el tramo de Ciudad Victoria-Linares es frecuente para el tráfico ilegal de personas. De esta forma, se evadirían puestos de control que parten desde Veracruz hasta Tamualipas, territorio fronterizo con Estados Unidos.

Uno de los migrantes, acompañado de su hija, relató que durante cuatro días vivieron dentro de la caja.

“Ya no lo vuelvo a intentar; no vale la pena. Sería arriesgar la vida de mi niña”, recalcó.

El hombre contó que en lapsos cortos cada treinta minutos tenían acceso al aire a través de un sistema de ventilación. Sin embargo, en ocasiones la espera se extendió a horas. “Fue un poco difícil porque no ve uno ni qué hora es ni la luz del día“, declaró.

Los extranjeros fueron trasladados al Auditorio Municipal. Personal del INM les ofreció agua, alimentos y chequeos médicos. Los conductores están a disposición de las autoridades correspondientes.

Artículos relacionados

Close