Pueblos Originarios

Nativos de Paraguay criticaron incumplimiento de derechos territoriales

Paraguay.- Los pueblos originarios de Paraguay han criticado la falta de cumplimiento de todos sus derechos territoriales.

Todo esto se llevó a cabo luego de que Amnistía Internacional denunciara este miércoles en su informe 2016-17 que “los pueblos nativos siguen padeciendo discriminación y viendo negados sus derechos a la tierra” en el país.

Algunos representantes de varias comunidades nativas del país se reunieron con el presidente del Congreso, Robert Acevedo, y con el ministro de Justicia, Ever Martínez, para entregarles el informe de AI, difundido hoy en París, y exponer algunos de sus reclamos.

Por ejemplo Amada Martínez, quien es lideresa y docente de la comunidad de Sauce (este) del pueblo avá guaraní, declaró que los derechos de su comunidad fueron violados cuando policías y funcionarios del estatal Instituto Paraguayo del Indígena (INDI) los desalojaron el pasado septiembre.

“Hay leyes que nos protegen y dicen que no podemos ser desplazados, pero pisotearon esas leyes y nos expulsaron de nuestro territorio para dárselo a los sojeros”, señaló.

En la gran mayoría de los casos, la falta de acceso a los diferentes servicios básicos como agua o educación, también afecta a los originarios de la comunidad Sawhoyamaxa, del pueblo nativo énxet, ubicada en el Chaco paraguayo, afirmó su líder, Carlos Marecos.

La comunidad recuperó sus tierras gracias a una sentencia de 2006 de la Corte Interamericana de Derechos Humanos (CorteIDH), que obligaba también al Estado paraguayo a desembolsar un fondo de desarrollo para precisamente mejorar su acceso a servicios básicos, pero que aún no han recibido, declaró el líder.

Marecos enfatizó que la cultura, el idioma, las fiestas, y las comidas de los pueblos nativos se perderán si no tienen acceso a la tierra, y añadió que la mayoría de estos pueblos ha dejado su alimentación tradicional, lo que está afectando a su salud.

Otra de las comunidades que fue favorecida con una sentencia de la CorteIDH, la de Yakye Áxa, también del pueblo énxet y ubicada en el Chaco, no puede acceder a sus tierras debido a que aún no se ha construido un camino que les permita entrar a ellas, denunció el líder de la comunidad, Aníbal Flores.

 

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Conoce cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close