Internacionales

Oil Combustibles se encuentra al borde de la quiebra por deuda

acumula una gran deuda. Se ubica en 500 millones de pesos con terceros, según los reportes de la AFIP

No pagar impuestos le salió caro a Cristóbal López, cuya máxima empresa dentro del consorcio Grupo Indalo, Oil Combustibles, tiene un gran riesgo. Está en el riesgo casi inminente de quedar en la quiebra.

La Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP) de Argentina le negó cualquier intento a López de reestructurar la exorbitante deuda de más de 10.000 millones de pesos en obligaciones tributarias que mantiene Oil Combustibles con el Estado.

López armó un complejo entramado para desviar esos fondos. Incluso los funcionarios de la AFIP aseguraron que la situación de la empresa energética es “crítica”.

Oil Combustibles es el motor del Grupo Indalo por ser la empresa que más ganancias le genera a Cristóbal López.

López es uno de los mayores empresarios de Argentina.

El escenario se pone cuesta arriba para López y su socio, Fabián De Sousa, quienes se aliaron para no cancelar el impuesto a la transferencia de los combustibles (ITC), obligatorio en el país.

Ahora no tendrán planes de pago, puestos estos han sido vetados por la misma AFIP.

La intervención de la Justicia contra Oil Combustibles

El subdirector de Asuntos Jurídicos de la AFIP, Eliseo Devoto, junto con dos abogados del organismo, le plantean a la compañía un plan de pagos general de hasta 12 cuotas.

El problema es que Oil Combustibles no tiene ingresos actualmente, pues se encuentra inoperativa por el proceso judicial en curso.

Quienes mantienen la intervención de la AFIP sobre la compañía dieron un panorama no muy bueno para Oil Combustibles.

“En líneas generales, la sociedad hoy no puede pagar el pasivo post-concursal y ni siquiera se conoce que hubiera comenzado a hablar sobre la deuda pre-concursal”, según un funcionario de la AFIP.

Se debe tener en cuenta algo importante. El período de exclusividad vence en agosto”, indicó Francisco Cárrega, interventor judicial junto a Carlos Bianchi.

La proyección que más cobra fuerza es que incluso los acreedores de Oil Combustibles quedarían en quiebra.

Su deuda hoy parece insostenible en el corto plazo sin un negocio que genere un alto flujo de renta.

Sin embargo, los interventores judiciales no le han solicitado todavía al juez de la causa que declare la quiebra. Esta podría ser sentenciada en los próximos días.

Oil Combustibles acumula una gran deuda. Se ubica en 500 millones de pesos con terceros, según los reportes de la AFIP.

Artículos relacionados

Close