¿Qué bebidas se recomiendan para rutina de entrenamiento?

Al momento de finalizar el entrenamiento se debe optar por aquellos alimentos y bebidas que nos permitan recuperarnos y reponer fuerzas pero sin aportarnos calorías extra.

El ejercicio físico es supremamente relevante para cada ser humano. Todo esto nos ayuda a moldear al cuerpo (fortaleciendo músculos y piel), sino que también favorece las condiciones saludables del organismo en general.

El hecho de llevar  el cuerpo por encima de su capacidad normal para realizar alguna actividad requiere de un gasto energético considerable.

Con respecto a la alimentación no hay mucho por decir. En términos básicos, esta desempeña el papel fundamental de proveer de energía a todo el cuerpo, siempre y cuando sean ingredientes nutritivos.

Es conocido que el ser humano necesita de carbohidratos, proteínas y lípidos, los cuales se convierten en calorías al ritmo del metabolismo corporal.

Existen algunas bebidas que pueden ayudar a potenciar no solo la recuperación física posterior al desgaste del entrenamiento, sino la hipertrofia muscular.

Todos estos beneficios dependen del segmento entrenado y los nutrientes ingeridos; en este caso, bebidas ricas en proteínas y carbohidratos.

Batido de Plátano: Se necesita huevo, yogurt y plátano, se licua todo y se obtiene una bebida fría que ayuda a mejorar la masa muscular luego del ejercicio.

Batido de leche y avena: Leche entera, requesón, plátano, avena y huevo, mezclar hasta obtener una bebida sin grumos, y será muy beneficiosa.

Dentro de los resultados de la práctica deportiva desmedida es la inflamación. Esta se presenta debido al esfuerzo realizado de cada segmento corporal, donde, por supuesto, interactúan diversos órganos del mismo.

Los más resaltantes son los músculos y la piel. Estas se llenan por la acumulación de líquidos, la irrigación sanguínea y la ruptura microfibrilar, la cual da paso a la hipertrofia paulatina. Basado en eso, el jugo de cerezas se convierte en una gran alternativa para combatir la hinchazón.

Como ya es conocido, las bebidas a base de leche con chocolate suelen aportar una gran cantidad de calorías al cuerpo.

Sin embargo, te gustará saber que estas, en su mayoría, están compuestas por carbohidratos y proteínas. Todos los nutrientes favorecen sobremanera la recuperación muscular luego de haber sido forzados en el entrenamiento.