#UnDíaComoHoy

#UnDíaComoHoy 31 de enero de 1915 en la Primera Guerra Mundial ocurrió la batalla de Bolimov

Los alemanes procuraron usar bromuro de xililo contra los ciudadanos rusos

La denominada batalla de Bolimov tuvo lugar el 31 de enero del año 1915 cerca de la aldea de Bolimov, en el centro de la nación de Polonia, en el llamado Frente Oriental en la Primera Guerra Mundial. En este sentido, se enfrentó el Imperio alemán contra el Imperio ruso.

Así, en el campo de batalla, se enfrentaron el segundo Ejército ruso (comandado por el general Vladímir Smirnov) y el noveno Ejército alemán (al mando del general August von Mackensen).

Los alemanes procuraron emplear bromuro de xililo (un gas lacrimógeno) contra los ciudadanos rusos.

Sin embargo, el frío hizo que el producto se congelara, dejando sin efecto el daño esperado.

Debido al fracaso del ataque con gas, los luchadores alemanes resolvieron enviar a sus tropas a atacar a los rusos.

Los batalladores rusos contraatacaron dirigiendo once divisiones al mando del general Vasili Gurko.

De esta manera, la artillería alemana repelió el ataque. Los rusos sufrieron cuarenta mil bajas en esta batalla, pero ninguno de los dos bandos consiguió una victoria clara.

En un apartado conocido como «Huracán de fuego en la batalla de Bolimov» y publicado en The New York Times, el corresponsal escribió:

Fueron utilizados por primera vez en la nación de Polonia proyectiles con una carga explosiva de melinita​ junto con otro ingrediente desconocido.

Cabe destacar que uno de los efectos de la melinita es el de cegar a todo aquel que se encuentre en sus inmediaciones, pero el hedor que exudaban los heridos hacía que los doctores salieran del hospital de tanto en tanto a tomar aire fresco para poder recuperarse del nauseabundo efecto.

primera guerra

Primera guerra mundial

Por otro lado, la Primera Guerra Mundial, del mismo modo conocida como Gran Guerra sucedió principalmente en el territorio de Europa, que inició el 28 de julio del año 1914 y finalizó el 11 de noviembre del año 1918, cuando Alemania admitió las condiciones del armisticio.

Luego de seis meses de negociaciones en la Conferencia de Paz de París, el 28 de junio del año 1919 las naciones aliadas refrendaron el Tratado de Versalles con Alemania, y otros a lo largo del siguiente año con cada una de las potencias derrotadas.

Así, más de nueve millones de combatientes y siete millones de civiles perdieron la vida, un registro extraordinariamente elevado, dado la sofisticación tecnológica e industrial de la época.

Artículos relacionados

Close