la-ucv-estima-cierre-para-2018-por-falta-de-presupuesto

Universidades venezolanas cerrarán sus puertas por falta de presupuesto

Al menos cinco universidades autónomas de Venezuela iniciaron este año proyectos y alianzas con instituciones privadas para no cerrar el año que viene.

La insuficiencia presupuestaria a la que las ha sometido el gobierno llega hasta 80%.

Estas casas de estudio se están quedando sin profesores de alta preparación y en riesgo de no garantizar la calidad docente, sobre todo en estos tiempos de crisis que exigen profesionales con buena formación.

“Estamos tan ahorcados que no podemos asegurar una buena educación”, afirmó Nicolás Bianco, vicerrector académico de la Universidad Central de Venezuela.

A esta universidad el Ejecutivo le aprobó 18% de los recursos solicitados (1,3 billones de bolívares) para 2018.

“De 5.800 profesores activos que tenía la UCV quedan 4.300 para 44.000 estudiantes de pregrado y 11.700 de posgrado, en 49 escuelas y 11 facultades. La mitad es personal contratado, de medio tiempo, y el resto –entre 1.000 y 1.200– está a dedicación exclusiva y es poco para la población de aproximadamente 60.000 estudiantes que debe hacer investigación y extensión. El problema con este grupo, que tiene la mayor responsabilidad y cuyo enorme esfuerzo nos llevó a figurar en el ranking, se ha agravado”.

Situación crítica

Todas las facultades registran un déficit cuantitativo y cualitativo de profesores desde hace tres años. 90% del presupuesto se va en sueldos y salarios de todo el personal.

La UCV tiene apenas 3 becarios en el exterior, pero en el pasado llegó a tener hasta 200 estudiantes. También debieron renovar el personal de asistentes en los últimos 5 años porque muchos se retiraron.

“Tenemos una debilidad integral.  Hubo algunos que se fueron a Ecuador donde les ofrecieron sueldos de entre 4.000 y 5.000 dólares mensuales. Buena parte se regresó; las condiciones no fueron las que les ofrecieron”.

La UCV no ha podido pagarles sueldos justos a sus docentes.

“En enero de 2016 propusimos que un titular ganara 1.500.000 bolívares, pero eso fue congelado en el Consejo Universitario, ni siquiera se discutió. Les hemos pedido a los profesores que mantengan al día sus conocimientos, pero es complicado”.

Los representantes de las universidades venezolanas esperan que el panorama mejore para el año 2018.