Uruguay: Farmacias usarán cuentas alternativas para marihuana

Uruguay.- La disposición de los establecimientos financieros de Banco de Plaza de no aceptar como usuarios a las compañías que producen, distribuyen o comercializan marihuana legalmente en la República del Uruguay, cayó como un cubo de agua fría en el Instituto de Regulación y Control de Cannabis (IRCCA).

Por ese motivo, la institución examina opciones para no dejar afuera del sistema bancario a estas asociaciones y, de modo particular, a las farmacias que amenazan con retirarse de la comercialización de cannabis con propósitos recreativos a raíz de esta circunstancia.

Según refirió una fuente de la Asociación de Bancos al diario charrúa El Observador, una potencial solución llegó de parte de una corporación financiera, la cual planteó que las farmacias posean dos cuentas bancarias individuales: una para el movimiento tradicional del comercio, y otra para la comercialización de marihuana.

Para el abogado especialista en prevención del lavado de activos, Leonardo Costa, quien al mismo tiempo asesoró a compañías vinculadas con el cannabis, esta alternativa permitiría hacer un monitoreo “intensivo” de la cuenta relacionada al negocio de la comercialización de marihuana.

El especialista aseveró que si bien esto acrecentaría los costos para los mutualistas y las droguerías, podría dar más seguridad para las entidades bancarias.

Resultado de imagen para Uruguay: Farmacias usarán cuentas alternativas para marihuana

Según describió el consultivo legal del Centro de Farmacias, Pablo Durán, ciertos comerciantes se encuentran en disposición de trabajar de esta forma para evitar quedarse por fuera del procedimiento financiero.

El principal peligro que desafían los bancos al admitir cuentas de sociedades asociadas a la venta, producción o comercialización de cannabis es que las corresponsalías bancarias se cierren a la posibilidad de trabajar con ellos, porque, aunque en Uruguay el mercado de la marihuana se encuentra amparado por la legislación, para las corporaciones que se adhieren a la Convención de Viena de la Organización de Naciones Unidas, se trata de una industria ilícita.

Las corresponsalías son parte significativa del negocio de las entidades bancarias debido a que, a través de ellas, los bancos forjan actividades comerciales con el exterior, como los negocios de transacciones y exportaciones, y las transferencias de capital. Igualmente, les permiten a los bancos instalar su excedente de dinero extranjero en activos consiguiendo un interés.