¿Afectarán a Clinton sus correos privados?

WASHINGTON, DC - DECEMBER 06: Former U.S. Secretary of State Hillary Clinton delivers remarks after being presented the 2013 Tom Lantos Human Rights Prize December 6, 2013 in Washington, DC. Clinton received the award for her work in the areas of women's rights and internet freedom. (Photo by Win McNamee/Getty Images)

¿Afectarán a Clinton sus correos privados?

Estados Unidos.- El uso de un correo personal con un servidor privado cuando fue secretaria de Estado, está causando la pérdida de credibilidad a Clinton.

Un viejo fantasma ha vuelto a aparecer. Unas de las grandes polémicas de la pre candidata demócrata, Hillary Clinton, fue la violación del reglamento del uso de servidores privados para el envío de correos personales. En estas últimas instancias de los comicios partidistas ha afectado notablemente su receptividad entre los votantes.

Claramente ese tema ha sido gran parte de la punta de lanza retórica tanto de su rival de partido, Bernie Sanders, como para el más que probable contrincante a las presidenciales, Donald Trump. Parte de sus discursos han estado enfocados a ello.

[pullquote]La imagen de Clinton se ha visto seriamente afectada tanto en el sector demócrata, como a nivel general.[/pullquote]

Toda la polémica inició cuando fue secretaria de Estado entre 2009 y 2013, en ese momento Clinton desistió el uso de un correo gubernamental (state.gov) y por el contrario habilitó hdr22@clintonemail.com mediante un servidor privado. Es decir, evitó que cualquier tipo de datos pueda ser revelada por la Ley de Acceso a la Información mediante esta estrategia.

Ella alegó que casi todos los correos recibidos se trataban sobre citas médicas, clases de yoga o los planes para la boda de su hija, nada relevante o de interés nacional. Sin embargo sus críticos creen que no es así.

Este ha sido tal vez la polémica más grande que ha tenido Clinton y que todavía le está cobrando factura. Otro de los temas por los cuales sus rivales, principalmente del sector republicano, han estado condenando su gestión en la secretaria de Estado, fueron los hechos suscitados en la embajada norteamericana en Bengasi (Libia) en 2012.

Esta ha sido otra de las banderas republicanas en contra de ella, donde la juzgan por no reforzar la seguridad en el consulado luego de recibir hasta 600 requerimientos para ello. El hecho terminó con el asesinato del embajador y varios delegados diplomáticos más.

Ciertamente la polémica ha acompañado a Clinton en los últimos años, donde se llegó a indicar que el tema de los correos electrónicos es su “Watergate” particular. El panorama no luce tan positivo para la todavía pre candidata demócrata, que a pesar de ser la virtual ganadora de los comicios partidistas, está viendo cómo su diferencia contra Trump ha ido disminuyendo sustancialmente.

Jairo Reyes

Jairo Reyes

Periodista venezolano.
Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest
WhatsApp
Email