Afganistán agradeció a España por cooperación brindada en acuerdo de Kabul

79

El mandatario de Afganistán, Ashraf Gani, agradeció este jueves a la ministra española de Defensa, María Dolores de Cospedal, la cooperación brindada por España en los últimos años durante un encuentro en Kabul.

“El presidente apreció la cooperación y ayudas de España a Afganistán en los últimos años, particularmente las ayudas militares”, indicó el Palacio Presidencial afgano en un comunicado tras una reunión de Cospedal con Gani y su homólogo afgano, Tariq Shah Bahrami.

Además agradeció el incremento de la dotación de tropas españolas, que, según el comunicado, se enfocarán en tareas de entrenamiento a las Fuerzas Especiales afganas.

Afganistán pretende duplicar su cuerpo de Fuerzas Especiales hasta superar los 30.000 efectivos, con un ascenso de su rango a “cuerpo” y su participación en redadas nocturnas y operaciones en las que las tropas convencionales no logran su objetivo.

La ministra recalcó hoy que el incremento de tropas que planea España, que pasará de los 18 efectivos actuales hasta un máximo de 95, tendrá lugar exclusivamente en el marco de la misión aliada de capacitación a las tropas afganas.

Importancia de estrechar lazos

Las partes analizaron la cooperación de seguridad entre ambos países, entre otros asuntos “de interés mutuo”, mientras que Gani destacó la importancia de estrechar los lazos bilaterales.

Al llegar al aeropuerto de Kabul, la ministra ha presidido un sencillo acto de homenaje a los que dieron su vida por España.

También ha mantenido un encuentro de trabajo con el número dos de la misión de la OTAN, Apoyo Decidido, teniente general Richard Cripwell, y con el representante civil de la Alianza Atlántica, Christian Boatswain, a quienes les ha trasladado el compromiso que, desde hace 15 años, España tiene con el resto de países que participan en Afganistán.

Desde el fin de la misión de combate de la OTAN, en enero de 2015, las fuerzas aliadas se dedican, con unos 13.000 efectivos que serán ampliados a al menos 16.000, a asistir, capacitar y entrenar a las tropas afganas.

Los talibanes han ganado terreno en el país en los dos últimos años y el Estado apenas controla un 57 % del territorio nacional, mientras que aproximadamente un 11 % está en manos de los insurgentes y el resto está en disputa.