jueves, octubre 21, 2021
InicioOpiniónAl General José de San Martín, Padre de nuestra Patria

Al General José de San Martín, Padre de nuestra Patria

Al iniciar esta nota que hoy, 17 de agosto, recuerda los 165 años del fallecimiento del General José de San Martín, pensaba cómo la vida de nuestro prócer, ha influido e influye en la percepción de los niños al enterarse de los pormenores de la notable hazaña que comandó para la liberación de Argentina, Chile y Perú. Pero sobre todo el homérico cruce de Los Andes.

Cuántos niños habrán sentido ese orgullo de ser nacido en esta tierra donde un hombre, también nacido en el hoy territorio nacional, haya sido capaz de semejante gesta, que para la época que la realizó, es comparable con las acciones heroicas más significativas que han protagonizado otros hombres en otras partes del mundo. Recuerdo que en la escuela, nos hacían henchir el pecho, como inflado, y quietos y atentos, sin saberlo, casi emocionados.

Con los años, ya jóvenes con cierta inquietud por conocer, nos fuimos enterando de los avatares políticos que debió enfrentar el General San Martín, como por ejemplo, entrar a Buenos Aires al enterarse del fallecimiento de su esposa, Remedios de Escalada, como un fugitivo, a escondidas; con el ofrecimiento del Brigadier Estanislao López, Gobernador de Santa Fé, de poner a disposición su ejército para llevarlo en triunfo hasta la Plaza de la Victoria (Plaza de Mayo); ofrecimiento rechazado por San Martín, quien procuraba un destino superior para nuestra incipiente Nación y no una guerra intestina.

Retirado por decisión propia, pero con la certeza de haber dejado germinada y crecida la semilla de nuestra nacionalidad, reafirma, con un gesto político innegable en su orientación, al regalarle su sable corvo al Brigadier General Don Juan Manuel de Rosas.

San Martín (y Belgrano, no me permito olvidarlo) son la piedra fundacional a partir de la cual se ha edificado toda la estructura que sostiene a nuestra República; pero así como su ejemplo hace mella en el espíritu de los más chicos, también ha influenciado en los hombres políticos posteriores a su actuación inspirándolos para impulsar otra gesta que está en crecimiento y desarrollo: la Unión de América del Sur.

Ya en el siglo XIX, Felipe Varela, hacendado riojano con buen pasar, al que la zamba menciona “Felipe Varela viene …matando llega y se va..”, luchaba enarbolando una pancarta cuyo título decía “ Viva la Unión Americana”. Este impulso, de los primeros, y la ahora trabajosa evolución de nuestros países hermanos, hacia la integración continental no hubiera sido posible sin el primer paso que nos dio el General San Martín. Así como él nos hacía sentir orgullosos de niños por nuestra nacionalidad, también estamos empezando a ser orgullosos de ser sudamericanos.

RELATED ARTICLES

Most Popular

Recent Comments