Argentina rescató un empate en Venezuela

63

Venezuela.- La Albiceleste igualó 2 a 2 con la Vinotinto con goles de Añor y Josef Martínez para el local, y Pratto y Otamendi para la visita. El equipo de Bauza quedó segundo de cara a Rusia 2018.

La previa al encuentro no tenía buenas noticias para Argentina. Las bajas de Messi y Dybala se sumaron a las ausencias de Agüero e Higuaín, por lo que el nuevo entrenador debía buscar variantes en ataque. Para ello apostó nuevamente por Pratto, como referencia de área, y lo rodeó de Di María, Banega y Lamela.

A su vez, la organización acompañaba las complicaciones. La situación política de Venezuela puso en jaque la disputa del partido y el horario fue una incógnita hasta el mismo día del encuentro.

Finalmente a las 20.30hs, el primero y el último de las Eliminatorias Sudamericanas dieron inicio al enfrentamiento en Mérida. La primera mitad tuvo pocas emociones hasta que, a falta de 10 minutos, Añor se sacó a Rojo de encima y convirtió un golazo que dejó a Chiquito Romero mirando desde el piso el ángulo por el que había entrado la pelota.

El conjunto del Patón no pudo hacerse dueño del partido y lo poco que pudo generar en el primer tiempo fue gracias a Lucas Pratto, que buscó crear sus propias chances, pero no pudo concretar tras un cabezazo y una fallida tijera que fácilmente controló el arquero rival.

La ausencia de Messi fue notoria durante los 90 minutos. La Albiceleste no consiguió un conductor que se haga cargo de la pelota y genere peligro. El que mejor la distribuyó fue Banega, pero su participación fue intermitente. El que le dio vértigo fue Di María, aunque una y otra vez resolvió mal en cada terminación de jugada.

El tanto del juvenil venezolano fue un golpe duro para Argentina. Con el 1-0, la Vinotinto se envalentonó y acorraló durante algunos minutos a su rival. Sobre el cierre del primer tiempo, Zabaleta logró cerrar en el área chica lo que pudo ser un golpe de knockout.

La segunda parte siguió en la misma sintonía, y a los 7 minutos Josef Martínez dejó en el piso a Romero y definió una gran jugada que Rondón creó en el sector izquierdo del ataque. Venezuela consiguió un inesperado 2 a 0, que resultó el comienzo del fin de su ilusión.

A partir de la desventaja Argentina reaccionó, y sin un fútbol lúcido comenzó a avanzar en campo contrario. Pratto, al igual que en el primer tiempo, intentó arreglarselas solo para a los 58 minutos convertir su primer gol con la celeste y blanca, tras una serie de despejes defectuosos.

El equipo del Bauza volvió a meterse en el partido. Para empujar desde el banco una remontada, el técnico echó mano al banco y mandó a la cancha a Correa por Lamela y Alario por Biglia. El volante del Tottenham no pudo aprovechar su oportunidad desde el arranque y sólo consiguió conectar bien con el centrodelantero en la jugada del gol.

A pesar del descuento y los cambios ofensivos, a excepción de algunas intervenciones de Banega e intentos de Pratto, la Selección se perdió en malas resoluciones de Di María y Rojo desde el sector izquierdo. Sin embargo, logró alejar el peligro de su arco hasta que Ramiro Funes Mori tuvo que cortar con una falta de amonestación lo que pudo ser un 3 a 1 definitivo.

Ya a menos 10 minutos del final, Otamendi logró impactar un córner de Di María y puso el 2 a 2 definitivo. Argentina a base de empuje y pelotas paradas logró llegar al empate que le permite sostenerse en los primeros puestos de la clasificación, a un punto de Uruguay.

El segundo partido de la era Bauza no dejó buenas sensaciones. En el arco Romero disputó uno de sus peores partidos. La defensa no demostró la solidez que había conseguido en partidos anteriores, algo que se reforzó con el ingreso de Zabaleta por Mercado, que había cumplido con creces. Biglia parece, desde lo posicional, sobrarle al mediocampo ya que no logra aportar en ofensiva. Lamela no consiguió exprimir su oportunidad y la banda izquierda de Rojo y Di María navega en la impresición. 

Por su parte, algunos cambios del entrenador siguen dando lugar a la polémica. Al igual que sorprendió con el ingreso de Alario como lateral-volante frente a Uruguay; en la jugada previa al segundo gol, Gaitán entró por Rojo, pero no como atacante sino en una posición similar al defensor.

“La conformidad que me queda es el esfuerzo que hicieron para remontar el 0-2” fue la frase con la que el entrenador sintetizó lo rescatable del partido. De cara al futuro, Argentina debe intentar que la ausencia de Messi se note lo menos posible. Por ahora, en la AFA prenden velas para tenerlo en los próximos encuentros contra Perú y Paraguay.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *