Asesinado otro sacerdote en México

México.- Otro sacerdote fue asesinado en México, con lo que la cifra de miembros de la iglesia muertos en violentas circunstancias llegó a 18 en cuatro años.

El párroco Luis López, de 73 años, fue ultimado dentro de la iglesia de San Isidro Labrador del municipio de Los Reyes La Paz, en el estado de México.

El cadáver de López fue encontrado con las manos atadas, la boca tapada con cinta adhesiva y varias heridas causadas por arma blanca.

[pullquote]Extaoficialmente, se indicó que el móvil del asesinato del párroco Luis López sería el robo de objetos de la iglesia[/pullquote]

Un hombre ingresó a las 9 de la noche (21 horas) en la iglesia, pues le extrañó que la puerta se encontrara abierta y halló el cuerpo del cura en el suelo.

Otros dos sacerdotes han sido asesinados en lo que va de año en México, en una de las peores olas de violencia que experimenta el país latinoamericano.

Las autoridades policiales no dieron mayores detalles del caso, aunque extraoficialmente se informó que el móvil fue el robo. Los peritos forenses iniciaron una investigación para dar con los responsables del asesinato de padre López.

En el mes de septiembre del pasado año se encontró el cadáver del sacerdote José Alfredo López, cuya desaparición había sido reportada varios días antes por la Diócesis de la ciudad de Morelia, capital del estado de Michoacán.

Ese mismo mes dos sacerdotes fueron secuestrados y sus cuerpos aparecieron en el estado de Veracruz. Se trataba de Alejo Nabor Jiménez y José Alfredo Juárez, que desaparecieron del municipio de Poza Rica del mismo estado.

El cuerpo sin vida de Joaquín Hernánez Sifuentes, también religioso, fue encontrado en enero de 2017 en Saltillo, Coahuila, luego de ser notificada su desaparición.

El sacerdote de Catemaco, en Tuxtla, Veracruz, José Luis Sánchez, fue secuestrado en noviembre de 2016 y apareció vivo varios días después, pero fue sometido a torturas durante su cautiverio.

En marzo de 2017 fue secuestrado en Tampico, Tamaulipas, el sacerdote Óscar López Navarro, quien posteriormente fue puesto en libertad por sus captores.

En mayo de 2016, el clérigo Miguel Ángel Machorro fue atacado sin mediar palabra por un joven en la Catedral de la Ciudad de México.

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest
WhatsApp
Email