Barbie Vélez denunció que usaron su nombre para estafar a chicas

Una propuesta laboral engañosa fue la estafa armada por personas que utilizaron el nombre de la actriz y modelo Barbie Vélez para captar incautas.

Al enterarse de la grave situación y de lo que esto conllevaba para su reputación, la modelo salió al paso para denunciar públicamente lo ocurrido.

Tal parece que personas inescrupulosas tendieron una trampa, a través de las redes sociales, y usaban como anzuelo el nombre de Vélez.

Para atrapar a los incautos colgaron, en una cuenta de la red social Facebook, una convocatoria para un falso casting, utilizando su nombre sin su consentimiento.

“Para comercial de medicina prepaga buscamos chicas entre 12/16 años”. La publicación se hizo viral con rapidez y gran cantidad de chicas comenzaron a interesarse y a enviar sus datos para participar en el falso casting.

Destaca que el anuncio fue colgada en una supuesta cuenta de la hija de Nazarena y por ello al ser advertida salió al paso a desvincularse de la propuesta.

“¡Gente! Está circulando esto por Facebook y me dicen que muchas chicas están comentando. Es completamente falso. ¡No caigan en eso que es peligroso!”.

Aprovechó la ocasión para aclarar que solo tiene una cuenta oficial, e instó a las chicas a evitar caer en las trampas de los depredadores.

Recomendó tomar precauciones

“Mi única página de Facebook es www.facebook.com/barbive, solo publico fotos o videos, no pido nunca nada”.

Posteriormente, Vélez explicó que a través de mensajes privados de Facebook les llegaba la presunta invitación de la artista para que participasen en el proceso de selección de chicas, luego de ello los mensajes comenzaron a ser enviados  a través de la red social Instagram.

Vélez no ha sido la única que se ha visto envuelta en este tipo de estafas. Recientemente Paula Chaves denunció que promocionaban unos productos de belleza utilizando su nombre e imagen sin tener la autorización debida.

Ambas advertencias han tenido repercusión para orientar a la sociedad que tras la aparición de Internet y redes sociales, delincuentes y depredadores sexuales también encuentran lugar para cometer sus fechorías. Por lo general, las víctimas de estos delitos se consideran personas muy confiadas que exponen sus datos y su información personal a desconocidas. 

Ana Karina Santos

Ana Karina Santos

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest
WhatsApp
Email