Brasil: 7 Tips para descubrir Pipa

1300

La ciudad de Pipa es un destino paradisíaco ubicado a sólo ochenta kilómetros de Natal, al noreste de Brasil y se trata de un pueblo de pescadores que tiene una historia muy interesante: fue refugio de piratas durante muchísimos años para luego alcanzar su fama como lugar predilecto para practicar surf y otros deportes acuáticos.

Hoy, es un destino que mezcla cultura, música, colores y sabores típicos de Brasil con una atmósfera joven y multicultural. Hoy les traigo siete consejos para conocerla a fondo y disfrutarla en su totalidad.

1 – Conocer las condiciones del clima antes de llegar

Es curioso pero en Pipa nunca hace frío. No es sino en Julio que se registran las temperaturas más bajas del año. Por otro lado, las temperaturas más agradables son propias de los meses de Diciembre, Enero, Febrero, Julio y Agosto. Debido a la fuerte ocupación hotelera en estas fechas conviene reservar el hospedaje con anticipación. Septiembre es un buen mes para visitar pipa brasil ya que las temperaturas son ideales y la ocupación es relativamente menor debido a la temporada baja.

2 – Llevar dinero en efectivo

Teniendo en cuenta de que se trata de un lugarpequeño y de pocos habitantes, no es muy común encontrar cajeros automáticos o lugares donde sea posible retirar dinero. Por lo tanto, es aconsejable cargar con una cantidad de efectivo extra ya que en el caso de una eventualidad puede ser difícil retirar dinero de una cuenta bancaria.

3 – Elegir dónde dormir

Para aquellos que busquen un sueño reparador es recomendable que elijan un alojamiento lejos de la Rua dos Golfinhos ya que los bares y restaurantes de la zona probablemente tengan la música fuerte durante la noche. Quienes quieran tener una vista del pueblo desde la ventana de su habitación pueden alojarse en una de las muchas posadas del lugar. Aquellos interesados en practicar surf encontrarán alojamiento donde además de la estadía son bienvenidos a tomar clases para aprender a surfear. Esta opción para los aventureros no deja de sumar valor a la propuesta de Pipa como destino turístico.

4 – Tener cuidado con las mareas

Quienes visitan Pipa por primera vez deben prestar especial atención a este punto. Es normal emprender la ida a una playa por una ruta para luego encontrar que es imposible volver por el mismo camino debido al efecto de las mareas. Siempre conviene consultar en el alojamiento la tabla de mareas y hablar con los lugareños respecto de las conductas más seguras para atravesar caminando la ciudad.

5 – Conocer la frecuencia de medios de transporte

Debido a que Pipa es muy pequeño se hace muy fácil recorrerlo a pie. Aun así, si ya subió la marea en las playas o la caminata se volvió agotadora, es posible tomar una trafic que pasa cada 15 minutos por la ruta y regresa al poblado. Cuestan aproximadamente 3 Reales y se paga en el momento.

6 – Llevar ropa apropiada

Antes que nada es importante estar cómodo. Un buen calzado es fundamental ya que la zona está cubierta de piedras de distintos tamaños lo cual puede dificultar la circulación. No se recomiendan zapatos altos o vestimentas demasiado elegantes ya que el pueblo, su gente y su arquitectura destacan por su sencillez.

7 – Mantener una actitud positiva

La ciudad puede ser un destino novedoso para turistas primerizos que aún no conozcan el mar o no hayan tenido la posibilidad de surfear sus primeras olas. El encanto marino y el pasado pintoresco de la localidad hacen de Pipa un destino disfrutable con los cinco sentidos.