Tras brote de coronavirus, ciudad china prohibió comer perros y gatos

ciudad china

Tras brote de coronavirus, ciudad china prohibió comer perros y gatos

Las autoridades de la ciudad china de Shenzhen, situada en la provincia de Cantón, aprobaron este último miércoles la resolución legislativa que prohíbe el consumo de animales silvestres a partir del 1 de mayo. 

De ese modo, los perros y gatos también dejarán de servir para el uso de los residentes locales, al igual que las serpientes, las tortugas, las ranas y otros alimentos “deliciosos” para los habitantes del sur de China.

La resolución también establece que aquellas personas que violen la norma serán sancionadas con multas, las cuales dependerán de la rareza de la especie consumida.

Lea también https://segundoenfoque.com/la-antartida-sin-coronavirus-2020-03-31

Nueva prohibición en ciudad china

Ante la prohibición, Liu Jianping, funcionario del Centro para la Prevención y Control de Enfermedades de Shenzhen, aclaró que las aves de corral, el ganado y los mariscos que quedan disponibles para el consumidor son suficientes.

No hay evidencias que demuestren que los animales silvestres son más nutritivos que las aves o el ganado”, aseguró al medio local Shenzhen Daily.

En un principio, la nueva normativa de esta ciudad china también planteaba prohibir el consumo de ranas y tortugas, dos ingredientes muy comunes en los fogones del sur de China, pero finalmente seguirán estando disponibles

Esta medida tampoco prohíbe comer carne de pollo, vaca, cerdo, cordero, conejo, burro, pato, ganso, paloma y codorniz, entre otros animales domésticos.

Origen del Covid-19

Cabe resaltar que los científicos rastrearon el origen del Covid-19 hasta un mercado de alimentos de Wuhan, ciudad china capital de la provincia de Hubei, en el que se vendían animales salvajes junto a otros más convencionales.

Se cree que uno de esos animales salvajes destinado a consumo humano fue la fuente de la que brotó la pandemia. Sin embargo, no se tienen pruebas fehacientes de tal argumento.

Pero desde hace años, muchas organizaciones animalistas reclaman la prohibición definitiva del comercio y consumo de animales silvestres con el fin de conservar las especies y evitar futuras pandemias.

Sin embargo, hay quienes aseguran que el problema no radica tanto en cambiar los hábitos alimentarios sino los higiénicos en granjas y mercados, ya que con prohibiciones como esta se corre el peligro de que crezca un mercado negro de estos productos mucho más difícil de controlar.

Michelle Rodríguez

Michelle Rodríguez

Profesora de Castellano, Literatura y Latín. Magíster en Literatura Latinoamericana, egresada de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador - Instituto Pedagógico de Caracas.
Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email