Cultura

Cromañon 12 años después

Cromañón sigue siendo foco de discusión aún 12 años después de la tragedia que se llevó 193 vidas y cientos de heridos.

Pedidos de justicia de parte de los familiares de las víctimas, juicios políticos a funcionarios en ejercicio en el momento del hecho entre los cuales se encontraba  Anibal Fernandez quien era jefe de gobierno, bomberos, dueños de local por tener parte o total culpa en el suceso fatídico de esa noche. Mucho se dijo del porque de la tragedia, salidas de emergencias cerradas, medias sombras que no eran ignífugas gente por demás chicos en el baño que funcionaba como guardería. ¿Un baño como guardería?, si era una guardería

[pullquote]El abogado de los más de 300 damnificados dice que la sentencia no trae alegría pero si alivio después de tantos años de lucha. Y reconoce que ahora si se terminó Cromañon.[/pullquote]

El primer y único condenado en un principio fue el dueño del local Omar Chabán a 20 años de prisión para más tarde culpar y condenar también a la banda por estrago culposo seguido de muerte.

Lo que reclaman los abogados de la banda es que si en 2009 el tribunal los absolvió, porque en 2011 la cámara  los condena. De los callejeros el que se llevó la peor parte fue el cantante quien recibió una pena de hasta 7 años, pero en el medio de todo esto estuvo detenido en una clínica psiquiátrica, producto del shock que le habría dejado el terrible hecho.

12 años después con los “culpables” en libertad, está decisión  fue revocada y deben volver a prisión a cumplir con la condena que les tocó.

Si bien ya pasó más de una década las voces que se escuchan y los grafittis que se ven en la calle son diversos muchos culpan a callejeros, en general son familiares de las víctimas, y los seguidores de la banda siguen con la bandera de la inocencia. Lo que nadie recuerda es que una semana antes en el mismo local había tocado La 25 y la media sombra pudo ser apagada, cuando una bengala la prendió fuego, pero de eso nadie se acuerda porque no hubo víctimas. Nadie dice que el dueño del local no hizo nada al respecto y a la banda no le importó y tocó igual, aún con más público que el permitido por la infraestructura y habilitación.

Más allá de los hechos legales lo que quedó es un vacío, primero fue una suerte de altar a la salida del boliche, donde no faltaban las flores, los rosarios, las cruces de David junto a  zapatillas colgando con sus respectivos cordones en conmemoración a sus dueños, remeras fotos y una lista de nombres que aunque eran 193 al leerla se hacía eterna. Hoy por hoy no queda nada de todo eso, la calle cerrada por esta suerte de altar improvisado se abrió el listado de nombres ya no está y las prendas y rosarios recordatorios tampoco. En su lugar se hicieron a modo de monumentos si se quiere una estrella de David, una cruz, y el simbolo del islam. 12 años después solo eso queda.

 

Marketing Digital Experience

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close