Entretenimiento

Dakota Johnson necesitó terapia después de la filmación de “Suspiria”

Un clásico de terror en los tiempos del #MeToo que cautivó en el Festival de Venecia

Hace unos meses, la actriz Dakota Johnson confesó en una entrevista para la revista Elle que después de filmar el remake del clásico de terror dirigido por Luca Guadagnino, Suspiria, había necesitado ir a terapia. Esta confesión dejó a muchos de sus fanáticos y seguidores muy preocupados.

Ahora, la actriz quiso aclarar la confusión y la situación que se produjo luego de su declaración. De hecho, Dakota Johnson aseguró que no necesitó ningún tipo de tratamiento psiquiátrico sino más bien unas horas con su terapeuta para poder hablar de los muchos sentimientos que la embargaban durante el rodaje. 

“Para empezar, no me tuvieron que psicoanalizar y espero que nunca tengan que hacerlo. A veces, cuando trabajo en un proyecto, y no tengo ningún problema en reconocerlo, absorbo los sentimientos de muchas personas porque soy una persona muy “porosa”. Yo soy una que absorbe los sentimientos de los que me rodean y cuando se trabaja en temas sombríos, se me pega todo ello a la piel y tienes que hablar con alguien para poder dejarlo atrás. Mi terapeuta es una gran mujer”, explicó Dakota Johnson durante una rueda de prensa de presentación de Suspiria en el Festival de Venecia.

Lea también El alcoholismo de Ben Affleck podría hacerle perder su papel como Batman

Suspiria en la Mostra de Venecia

La nueva versión de Suspiria, dirigida por Luca Guadagnino, con mucha sangre, tripas, brujas modernas y danzas atractivas, sembró el terror este sábado en el Festival de Cine de Venecia.

El filme está ambientado en una fría y triste Berlín, a finales de 1977, entre atentados de la RAF, los oscuros recuerdos del nazismo, el auge del psicoanálisis y las luchas de poder dentro de la compañía de danza femenina.

Con seis minutos intensos de danza contemporánea, en los que los cuerpos magníficos de las bailarinas interpretan la guerra interior que viven, el filme mezcla muchas historias en un ambiente sombrío de los años 70 de Alemania, reconstruido con lujo de detalles.

La danza, las mujeres vistas como brujas modernas, los chorros de sangre que brotan de tripas abiertas forman parte de la iconografía de la nueva versión del filme del maestro del horror de los años 70, Dario Argento.

Aunque estaba claro que está reinvención del clásico de terror de Dario Argento no iba a dejar indiferente a nadie, lo que pasó tras su proyección en Venecia fue completamente inesperado. Una ovación de casi ocho minutos en la sala de cine y unas críticas que dejaron dividida a la crítica internacional.

Mientras unos la consideran un nuevo clásico del terror, otros creen que ha fallado a la memoria de la cinta original. 

“Rodar Suspiria ha sido lo más divertido, lo más estimulante y lo más alegre que podía ser. Es traviesa y alegre, y me gusta más que nada. No es que esta película me haya llevado a que me encierren, simplemente es que tenía muchos sentimientos”, aclaró Dakota Johnson, protagonista del film.

Marketing Digital Experience

Michelle Rodríguez

Profesora de Castellano, Literatura y Latín. Magíster en Literatura Latinoamericana, egresada de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador - Instituto Pedagógico de Caracas.

Artículos relacionados

1 thought on “Dakota Johnson necesitó terapia después de la filmación de “Suspiria””

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close