martes, septiembre 21, 2021
InicioDeportesEl rojo se quedó con el clásico

El rojo se quedó con el clásico

Avellaneda.- En un partido que empezó peleado y que enfrentaba a dos equipos que venían en buenos momentos, Independiente supo aprovechar la localía y aplastó a Racing en el resultado ganando 3 por 0. Los goles fueron de Benítez, Méndez y Vera. Acuña se fue expulsado en el primer tiempo.

El primer tiempo del partido tuvo dos momentos bien diferenciados. La primera mitad, muy trabada, con dos equipos que querían presionar arriba y tratar de no dejar espacios al rival. Con Independiente mucho más ofensivo y Racing que se iba replegando más y más, augurando la contra. Ni bien empezaba el partido, el rojo avisó con un remate del marciano Ortiz, que agarró un rebote en la puerta del área y le entró directo al arco, aunque débil y fácil para Saja. Con el partido muy trabado en el medio, Méndez cometió una falta muy dura contra Acuña, que le valió su décima amarilla en lo que va del torneo, pudo haber sido roja pero Loustau no lo interpretó así.

El equipo de Pellegrino se acercaba cada vez más al arco de la academia, y Lollo empezaba a hacerse figura con un par de robos magistrales. Grimi hizo lo propio, despejando un centro que era gol cantado de Benítez. Pero, a los 32 minutos del partido, el partido se abrió: Benítez tocó de una un centro largo que cayó cerca del área grande de Racing, y Vera abrió la pelota muy bien para Toledo que subía a toda velocidad por el andarivel derecho. De una, Toledo la metió rasante por el piso hacia el centro del arco, descolocando a la defensa de Racing y dejándole el gol servido a Martín Benítez que no perdonó y marcó su sexto gol en el torneo, los seis en el Libertadores de América.

Tras el gol, aparecieron más espacios, pero también se hizo más áspero. Racing empezó a empujar, e Independiente esperaba y salía jugando más tranquilo. El que más intentó en la academia, Bou, no pudo consigo mismo y sus constantes choques con los defensores y las caídas recurrentes. Unos minutos después se iría expulsado Acuña, de nuevo tras un cruce con Jesús Méndez, el volante de Racing se sacó de encima al contrario, enojado, con un codazo. Loustau no dudó y le sacó la roja. Entonces, Benítez casi marca el segundo del partido con otra jugada muy bien asociada con Vera, que le dejó la pelota en la puerta del área grande y el delantero definió mandando la pelota cerquita del palo derecho del chino. Cerca del final fueron amonestados Gastón Díaz, en la acadé, y el autor del gol, Benítez, en el rojo.

Para el segundo tiempo, Cocca implementaría un cambio de esquema con la intención de dar vuelta el resultado adverso: ingresó Camacho por Díaz, Racing se pararía con un 3-4-2. Noir se replegaría sobre el ataque derecho, Camacho por el izquierdo. El inicio del segundo tiempo mostró a un Racing herido en su orgullo, con muchas ganas de revertir la historia. Pero Camacho no logró hacer la diferencia, y la academia notó la ausencia de un jugador de buen pie e ideas como Romero. Independiente se plantó más atrás y siguió dominando el partido, las llegadas de Racing eran poco claras. El ruso Rodríguez casi no tuvo acción, salvo cuando se fue al otro área a patear un tiro libre.

Del otro lado, el chino Saja empezó a volverse más importante, sacándole un par de remates a Benítez. Albertengo dejó la cancha por Lucero, y Pisano entró para apoyar el tenor ofensivo del rojo. El pibe, poco después de entrar, se perdió un gol que se fue cerquita del palo. En la acadé entró Romero por Aued, y Racing empezaba a acercarse más al área contraria. Luego, Pavone entraría por Noir buscando el cabezazo heróico. Pero de un tiro libre casi en la medialuna del área grande, Jesús Méndez embocó un derechazo potentísimo en el ángulo y puso, así, el 2 a 0 para el rojo. Festejo emotivo para el volante, que unos minutos después dejó la cancha por Vitale y se abrazó con todo el cuerpo técnico.

Los últimos minutos fueron de sobrada ventaja para los diablos de Avellaneda, que sobraron el partido con mucha prestancia. Toques para tener la pelota y dejar pasar los minutos, para el festejo de su gente que explotó en el estadio ante tal performance. Antes del final llegaría el premio para uno de los mejores del partido, Vera, quien de palomita conectaría un gran centro que sobró a todos los defensores de Racing, que vieron caer una vez más a su arquero para el 3 a 0 final.

Con este resultado, Independiente queda a dos puntos de Racing en la tabla, al menos hasta que la acadé termine su partido con Godoy Cruz. Los clásicos fueron de los locales, Independiente, así, extendió su racha sin perder en el Libertadores ante su rival un partido más. Ya son catorce años, y la alegría roja no parece terminar.

Aquí el primer gol del partido:

La expulsión de Acuña:

El segundo, un verdadero golazo de Méndez:

El tercero, de Vera:

RELATED ARTICLES

Most Popular

Recent Comments