lunes, noviembre 29, 2021
InicioActualidad¡Entérate! Así es como la Portabilidad Financiera está aliviando muchos bolsillos

¡Entérate! Así es como la Portabilidad Financiera está aliviando muchos bolsillos

Desde hace ya algunas semanas en Chile, entró en vigor la Ley de Portabilidad Financiera. En pocas palabras, esta ley permite el cambio de institución financiera de manera sencilla y rápida. Cabe mencionar, que la tramitación de esta nueva normativa duró casi dos años. Y es que se trata de un proyecto robusto, que se creó con la idea de aliviar los bolsillos de todos los chilenos.

De acuerdo con el Ministerio de Hacienda, con esta nueva ley aumenta la competitividad entre mercados. Cada vez hay mayor interés de los usuarios en relación a la portabilidad financiera, y esto se ve reflejado en las más de 110 mil búsquedas en Google registradas desde septiembre.

Por este motivo, las instituciones están prestando cada vez más y mejores servicios financieros.

Entidades y productos

Las personas ya pueden cambiar de manera más rápida y fácil no solo de bancos, sino de instituciones que otorgan seguros, empresas que brindan fondos de ahorro y compañías que ofrecen desde créditos de consumo hasta automotrices. Todos los productos financieros están sujetos a la portabilidad. Y las personas pueden portar uno o todos. 

Ahorros en refinanciamiento

El tema del refinanciamiento es quizás una de las mayores ventajas de la ley. Ahora, el refinanciamiento de créditos permite la modificación de plazos y tasas de interés.

Además supone un gran ahorro en tiempo, pues el trámite ahora dura 45 días (antes demoraba alrededor de 75). Sin mencionar que los costos también se redujeron considerablemente, pues si antes refinanciar un crédito hipotecario de 1000 UF costaba $700,000, ahora costará aproximadamente $280,000.

Tan solo de agosto a septiembre la búsqueda de refinanciamiento de créditos hipotecarios creció en un 45%, y se espera que esa cifra siga aumentando.

Transparencia

Uno de los cambios que esta ley logró es lo expedito que resulta comparar productos y servicios de carácter financiero entre entidades. Esto es gracias a que existe un formato estándar donde cualquiera puede conocer características como tasas, intereses y comisiones. Así, las personas toman decisiones basadas en información transparente.

Trámite

Ahora, lo único que debe hacer el cliente interesado en la portabilidad es solicitar un certificado de liquidación a su institución financiera actual. Con este documento, el nuevo proveedor es quien se encarga de realizar todo el trámite, desde hacer la oferta hasta dar por terminada la relación con el antiguo proveedor.

No cabe duda de que los beneficios de la Ley de Portabilidad Financiera comienzan a ser palpables en todo Chile. Se espera que con esta ley aumente la tasa de refinanciamiento. Y es que en México, con una reforma muy parecida, subió de 1.6% a 14.3% en solo dos años.   

 

RELATED ARTICLES

Most Popular

Recent Comments