¿Es un solo? Lollo puede llegar acompañado

126

Buenos Aires.- La novela del pase de Lollo a River se reflotó y podría llegar acompañado de Pablo Álvarez. Además, el millonario busca cerrar un lateral derecho y para el medio le apunta a Iván Rossi.

Luego de haber acordado la operación entre River y Racing por 3 millones de dólares más el 30% del pase de Tomás Martínez, Luciano Lollo se sometió a la revisión medica para sumarse al club de Núñez. Pero el resultado no fue el esperado: su última lesión no estaba totalmente recuperada. “River se bajó de la posibilidad de traer a Lollo en estas condiciones económicas. No podemos acceder a un jugador que tiene para un mes de recuperación”, declaró Enzo Francescoli a mediados de semana.

En esa sintonía, el día viernes, Victor Blanco se refirió al tema de forma contundente: “El pase de Lollo está caído”, sentenció en AM 590. A su vez, el presidente de Racing reconoció que el defensor sería bienvenido en Avellaneda y que no era factible que el precio de venta se modifique producto de la lesión. Sin embargo, en una nueva muestra de cortocircuito entre las dirigencias, minutos más tarde, Rodolfo D’onofrio le abrió otra vez las puertas de Núñez al cordobés tras señalar que no descartaba un nuevo acuerdo.

¿Será, entonces, Luciano Lollo el primer refuerzo de Gallardo? Ante la negativa de Racing de bajar sus pretenciones surgió una alternativa. La banda podría sumarle al central una segunda guitarra: Pablo Álvarez. El ex Boca quedó libre y su representante es el mismo que el del jugador de la Academia. Resta la aprobación del Muñeco que, a pesar de no mostrarse del todo convencido, no vería con malos ojos sumar soldados para la última línea que puede tener las bajas de Mercado, Mammana (podría quedarse hasta diciembre) y Balanta.

Quiero vale cuatro

Otra negociación que ya suma varios capítulos es la de Víctor Salazar. El lateral derecho es el principal apuntado desde el comienzo por el cuerpo técnico de River. Pero, al igual que la de todos los jugadores señalados desde Núñez, su llegada se dilata y despierta molestias en el entrenador. Por eso, los dirigentes evalúan la posibilidad de pagar su cláusula de rescisión: 4 millones de dólares saldrían de las arcas del Monumental para que ingresen 3 millones limpios a las rosarinas. El conflicto pasa ahora por el hecho de que este retruque del millonario haría dudar al defensor que no quiere irse en malos términos del Canalla y, como si fuera poco, comienza a sonar en La Boca ante la posible partida de Peruzzi.

De no concretarse el principal deseo de Gallardo aparece una alternativa: Renzo Saravia. Al lateral, según su representante Mario Rodríguez, “la gran mayoría de los clúbes de la Argentina lo quieren”. Por lo pronto River, Boca, el propio Central en caso de desprenderse de Salazar, Independiente y Banfield lo tienen en carpeta. Por tal motivo, los dirigentes millonarios ya consultaron con Belgrano sus condiciones y su venta podría sellarse con quien ofrezca 3 millones de dólares.

Y van por Rossi

En las últimas horas se reflotó otro interés que tenía Gallardo desde el comienzo. En una posición que parece tener cubierta con Ponzio, Domingo y Arzura, el Muñeco insiste en detectar al volante central que cubra el vacío que dejó la salida de Kranevitter. Así, aparece la posibilidad del cinco de Banfield, Iván Rossi, por el que el Taladro pide 5 millones de dólares. Su alta cotización fue el motivo por el cual San Lorenzo e Independiente desistieron momentánemente de su contratación. Una nueva novela que se abre en el mercado de pases de River. Habrá que ver si en este caso es con final feliz.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *