Cultura

La obra “Estado Vegetal” rescata la idea de reconocer a otro ser

Chile.- El crítico de teatro Guillermo Gallardo conversó con Cecilia Rovaretti y Sebastián Esnaola, destacando que la obra Estado vegetal, que se presentó hasta el pasado sábado en el Centro Cultural Gabriela Mistral, el reino vegetal se inmiscuye en la vida de los humanos, pues todo apunta a que tiene inteligencia, sensibilidad y memoria.

¿En qué consiste Estado Vegetal?

La pieza teatral Estado Vegetal es un monólogo sinfónico, dividido, exuberante, reiterativo y divisible.

Su intérprete estrella es una mujer, que representa a un individuo; es una multitud, un enjambre.

Esta no se trata de una obra animal, es una obra vegetal.

La obra se enfoca en el pensamiento insurrecto de distintos filósofos de los organismos vegetales como Michael Marder y neurobiólogos vegetales como Stefano Mancuso.

La indagación consiste en averiguar en los modos en que novedosas definiciones como la inteligencia vegetal, el alma vegetativa o la información vegetal pueden transformar la práctica creativa.

Si se admite la idea que las plantas tienen otras formas de pensar, sentir, comunicarse, otra forma de ser perspicaces, otra forma de cognición y otra noción temporal, quizás se puede ver como se transforman las nociones humanas de lo que es pensar, sentir, estar, comunicarse y ser reflexivo.

Como bien lo dice Michael Marder, “reconocer a un otro válido en las plantas es también empezar a entender cómo es ese otro vegetal que hay dentro de nosotros”.

La pieza Estado Vegetal coexiste tenazmente como un diálogo improbable, entre los seres humanos y las plantas.

Un diálogo imperfecto con la naturaleza que es, quizás, nuestro monólogo más innato.

Una articulación que explora conceptos como inteligencia vegetal, alma vegetativa y comunicación vegetal, rastreando las posibilidades y concepciones de la relación entre seres humanos y plantas.

El fundamento de la pieza teatral

Dentro de la obra Estado vegetal existen muchas versiones.

Lo que hay es una combinación de voces interpretadas por Marcela Salinas en este elogiado individual dirigido por Manuela Infante.

Las voces examinan la representación de que las plantas tienen distintas formas de pensar, sentir y comunicarse.

El argumento, escrito en equipo por Infante y Salinas, emprende en forma y fondo el tema de la coexistencia vegetal.

Estado vegetal ha tenido presentaciones en Santiago, Valparaíso, España, Suiza, Corea y Singapur.

Durante este año fue seleccionada como la mejor obra del año por el Círculo de Críticos de Arte.

Manuela Infante también obtuvo el galardón como mejor directora teatral. 

Marketing Digital Experience

Kreisly Bednarczyk

Licenciada en Educación Inicial. Experiencia en redacción de medios digitales en portales como La Mega de Toronto (Canadá).

Artículos relacionados

Close