Internacionales

Gobierno argentino se dijo dispuesto a negociar sobre el aumento de las tarifas

La incertidumbre política surgió cuando Macri vetó el proyecto de ley mediante orden ejecutiva

La dinámica política en Argentina es intensa por estos días. Todo se basa en cómo se organizan las fuerzas partidistas en el Senado para aprobar o bloquear el polémico proyecto de ley de aumento de tarifas, que tanto revuelo ha causado en el país.

La clave pasa por los desesperados intentos del oficialismo de negociar para lograr llevar hasta el último momento su plan de evitar que la oposición bloquee el proyecto.

Lo que buscan el kirchnerismo y el peronismo es retrotraer los valores de las tarifas a sus antiguos niveles de diciembre de 2017, que se aplicaron antes del último tarifazo que impuso el presidente Mauricio Macri.

Para lograrlo, la oposición introdujo un proyecto de ley que busca limitar los aumentos de las tarifas. El costo político y financiero que eso tendría para el Gobierno implicaría un enorme bache fiscal por tarifas muy baratas, que sería difícil de cubrir.

“Aspiramos a que se pueda lograr algo que esté en el marco de la racionalidad”, dijo el jefe de Gabinete, Marcos Peña.

La evolución del trámite parlamentario de la propuesta ha sido la siguiente: tuvo media sanción de diputados y podría convertirse en ley en la Cámara Alta del Senado. Para ello, debería tener entre 37 y 40 votos a favor. Apenas hay 30 del oficialismo.

Pero la incertidumbre política surgió cuando este jueves Macri vetó el proyecto de ley mediante orden ejecutiva.

La posición del Gobierno sobre las tarifas

Y como el Gobierno no logró evitar que el proyecto se convirtiera en ley, se dio este veto que pone ahora a la oposición en corridas de última hora para tener una mayoría de votos en el Senado que le permita sancionar la ley.

Sin embargo, en la Casa Rosada parecen mostrarse abiertos a la negociación. Tras una reunión del Gabinete de Gobierno, el jefe Marcos Peña dijo que están dispuestos a escuchar alternativas que consideren “realistas, responsables y en el marco de la Constitución”.

Ante la presión fiscal que generaría una retrotracción de las tarifas, el bloque parlamentario de Cambiemos impulsó en el Senado un proyecto, respaldado por gobernadores peronistas como Juan Manuel Urtubey (provincia de Salta).

Esta iniciativa propone la reducción del IVA en las tarifas de servicios energéticos. Tendría un costo fiscal de 20.000 millones de pesos, monto mucho menor al proyecto de la oposición, que implica un costo fiscal de 80.000 millones de pesos.

Lea también: Ministro del Interior de Argentina: “Intentaremos que no se convierta ese proyecto de ley de tarifas que nadie quiere”

Marketing Digital Experience

Artículos relacionados

Close