nunciatura apostólica roma

Hallaron restos óseos humanos en la Nunciatura Apostólica en Roma

195

El Vaticano confirmó el hallazgo de restos óseos humanos bajo el suelo de un sótano de la Nunciatura Apostólica. El descubrimiento fue hecho por trabajadores que realizan labores de remodelación en la sede de la embajada de la Santa Sede en Italia.

“Durante algunos trabajos de reestructuración de un local anexo a la Nunciatura Apostólica en Italia, ubicada en Roma, vía Po 27, se encontraron algunos fragmentos óseos humanos“, refiere un comunicado de la Santa Sede.

“El Cuerpo de la Gendarmería ha intervenido prontamente en el lugar, informando a los superiores de la Santa Sede quienes inmediatamente comunicaron a las autoridades italianas para las oportunas indagaciones y la necesaria colaboración al respecto”, agrega el texto.

Por su parte, el fiscal general, Giuseppe Pignatone, encargó a la Policía Científica y a la Policía de Roma determinar la edad, sexo y fecha de la muerte.

Tras conocerse el hallazgo, la prensa local vinculó la posibilidad que los fragmentos óseos puedan estar relacionado con el caso Orlandi o el caso Gregori.

Entretanto, la Santa Sede dijo que “hasta el momento no se ha identificado ni el sexo ni la edad de la persona a la que pertenecía, ni la época en la que fueron enterrados los huesos, por lo que relacionar este hallazgo con el caso Orlandi sería prematuro”.

Lea también Hallaron restos de 63 bebés en una funeraria de Estados Unidos

Solicitan investigar el descubrimiento

El anuncio del descubrimiento de fragmentos óseos humanos en la sede de la Nunciatura Apostólica en Roma abrió una enorme brecha, puesto que estos podrían pertenecer a la hija de un funcionario de la Santa Sede desaparecida hace 35 años, Emanuela Orlandi.

La familia de Emanuela Orlandi, la adolescente que desapareció misteriosamente en 1983 en pleno centro de Roma, pidió este miércoles aclaraciones al Vaticano tras el anuncio oficial hecho por el vocero del papa.

 “Hemos pedido con una instancia oficial que se nos informe sobre todo gesto, situación o descubrimiento. Queremos saber”, declaró a la radio italiana uno de los abogados de la familia Orlandi, Annamaria Bernardini Pace, tras la noticia del hallazgo.

Aquella desaparición había sido relacionada con jerarcas de la Iglesia, con la mafia y también con el turco Ali Agca, autor del atentado contra Juan Pablo II en 1981.

“Esperamos noticias más precisas en los próximos días”, comentó Pietro Orlandi, hermano de la víctima, quien no ha cesado de pedir justicia.

Emanuela Orlandi tenía pasaporte Vaticano, hoy en día tendría 50 años. En 1983, además de Orlandi, otra adolescente desapareció misteriosamente en Roma, Mirella Gregori, por lo que se podría tratar también de sus huesos.

“Los investigadores y la Santa Sede deben decirnos cómo se encontraron esos huesos y por qué su descubrimiento está relacionado con la desaparición de Emanuela Orlandi o Mirella Gregori”, aseguró Laura Sgró, otra abogada de la familia Orlandi.

El Vaticano aseguró que siempre ha colaborado con la justicia y no ha relacionado el descubrimiento de los huesos con los nombres de las niñas desaparecidas.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *