Joven activista de 16 años cruzará el Atlántico en un velero

193

El pasado miércoles, la joven activista Greta Thunberg, de 16 años, dio inicio a su viaje transatlántico desde el puerto de Plymouth, Reino Unido, con rumbo a Estados Unidos.

Esta gran hazaña la realiza con el fin de estar presente en la cumbre de la ONU sobre el cambio climático, a realizarse el próximo 23 de septiembre.

Con la perspectiva de pasar dos semanas en alta mar, nutriéndose a base de alimentos deshidratados y usando un balde como inodoro, la joven activista reconoció que un velero de competición no es el método más cómodo de cruzar el Atlántico.

Pero decidió utilizar el único medio de transporte a su alcance capaz de llevarla hasta Nueva York sin generar emisiones de carbono.

Esto se parecerá bastante a una aventura“, dijo Greta a bordo del “Malicia II”, un velero de competición de 18 metros de eslora.

Lea también ONU estableció algunos hábitos para frenar el cambio climático

El transporte para la aventura de la joven activista

El “Malizia II“, usado por la joven es un velero monocasco con planchas de aluminio que favorecen su flotación. Este barco pertenece a Pierre Casiraghi, un miembro de la familia real de Mónaco, quien lo ofreció gratuitamente para que Greta Thunberg recorriera las 3.000 millas náuticas hasta Nueva York.

La nave fue armada en 2015, y se equipó con modernos paneles solares y unas turbinas marinas. Estas turbinas generan más electricidad de la necesaria para hacer funcionar sus instrumentos de navegación: pilotos automáticos, destiladores de agua y un laboratorio de abordo que analiza el agua para averiguar los niveles de CO2.

En su interior, el velero es oscuro, angosto y funcional. Fue ligeramente adaptado para la joven activista, que viajará con su padre, Savante, y un cineasta, para los que se agregaron unas literas de estilo hamaca, colchones y cortinas. Además, el barco será piloteado por su deño, Pierre Casiraghi, junto al marinero alemán Boris Herrmann.  

El impacto del cambio climático

La joven activista descubrió el impacto del cambio climático a una temprana edad y logró sumar a miles de personas a su causa, generando tanto esperanza como ciertas críticas sobre su figura.

En menos de un año, la humilde “huelga por el clima” de esta adolescente se convirtió en un movimiento mundial y logró que su nombres sonara como candidata para el Premio Nobel de la Paz de 2019.

Ahora, quiere llegar a Nueva York para participar en la Cumbre de la ONU sobre Acción Climática del próximo 23 de septiembre.

A Greta Thunberg le llegó el interés por el cambio climático en la escuela, cuando tenía “ocho o nueve años”. Desde entonces dejó de comer carne, beber leche y comprar cosas nuevas, a no ser que fuera “absolutamente necesario”. A los 12 años, se le diagnosticó síndrome Asperger, un trastorno del espectro autista.

Mi cerebro funciona un poco diferente, así que veo el mundo desde otra perspectiva“, explicó Thunberg. “Soy muy directa, digo las cosas como son y cuando decido hacer algo, lo hago sin dudar”.

A finales de mayo, anunció que se tomaría un año sabático para viajar a América para una serie de encuentros sobre cambio climático a lo largo de varios meses. “Tenemos que aprovechar para actuar ahora porque dentro de un año podría ser demasiado tarde”, alertó.




One thought on “Joven activista de 16 años cruzará el Atlántico en un velero

    Deja un comentario

    Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *