Actualidad

La CGT aguarda el 2019: El movimiento obrero será cauteloso

La "mesa chica" cegetista concluyó este 2018 otorgando un bono de $5.000, por lo que no se fue al paro

La CGT aguarda el 2019, y la “mesa chica” cegetista concluyó con la actividad por este 2018 otorgando un bono de $5.000, por lo tanto el quinto paro se frenó.

Finalmente, la CGT espera el 2019, año electoral, por esta razón la “mesa chica” cegetista culminó la actividad por este 2018, año en que algunos gremios lograron paritarias superiores al 40% como el caso de Sanidad, Camioneros, Comercio, entre otras.

Cabe destacar que la central obrera rechazó el reflote de la reforma laboral: “Nosotros no estamos de acuerdo con esta reforma porque significa quitarle los derechos adquiridos a los trabajadores”, y remarcaron: “el presidente solo quiere beneficiar a los empresarios, pero después le dan la espalda”.

La CGT aguarda 2019

Del mismo modo, la CGT aguarda el 2019, porque es el año electoral y cada referentes gremial tiene su candidato para derrotar al macrismo. Cabe destacar que la “mesa chica” cegetista está tratando de “seducir” al exministro de Economía, Roberto Lavagna, pero aún no ha respondido.

La última actividad formal del movimiento obrero fue hace poco más de un mes cuando los referentes gremiales se reunieron con Roberto Cardarelli, enviado del FMI, planteando diversos reclamos, finalmente Cardarelli manifestó que los ajustes de las variables económicas de la Argentina son prerrogativas del Gobierno nacional.

De a poco, la actividad en la CGT concluye y por caso la CATT que nuclea al sector del transporte tuvo un encuentro con el ministro de Producción, Dante Sica y el ministro de Transporte, Guillermo Dietrich para achicar el peso de ganancias en los salarios. En contraste los funcionarios quedaron en estudiarlo, mientras que hubo un no rotundo a la exención de aguinaldo a fin de año.

Vea también: CGT: cierre anticipado del año sin conflicto y con la mira puesta en campaña

Reproches y enojos en la CGT

Frente a las diversas reuniones que mantuvo la CGT con el Ejecutivo el conflicto no cesa, sin embargo con el bono de $5.000 se diluyó la posibilidad de convocar a un quinto paro general, en contraste la CATT, el pasado martes, hizo asambleas, de 4:00 a 7:00 de la mañana, afectando a todo el transporte público.

Por otro lado, desde el Frente Sindical aún no se deciden a convocar una huelga, por lo tanto significa que la CGT se quitó un peso de encima, además de que los aliados al moyanismo no cuentan con el apoyo del sector del transporte. Del mismo modo, hoy Pablo Moyano expresó que si “no hay un bono de $14.000 harán un paro”.

A su vez, el conflicto gremial más importante involucra al sindicato aeronáutico debido al posible “vaciamiento” de Aerolíneas Argentinas. Del mismo modo, ayer hubo una reunión con el representante de la compañía, Luis Malvido y así destrabar el conflicto. Cabe destacar que Aerolíneas Argentinas convocó a un paro dejando a cientos de pasajeros varados, por lo tanto la CGT espera el 2019.

Vea también: CGT contra el moyanismo: “¿Por qué no llaman al paro?”

Marketing Digital Experience

Gisella Panico

Periodista Deportiva y futura Lic en Periodismo

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close