Actualidad

La Iglesia católica de Argentina renunció al dinero público

La Iglesia recibe una subsidio anual, que para 2018 se fijó en unos 3,5 millones de dólares. Además se beneficia de subsidios y exenciones impositivas

La Iglesia católica de Argentina informó el viernes su renuncia a los subsidios que recibe del Gobierno para su tarea evangelizadora. Con este gesto busca dar una señal de ascetismo en medio de la crisis económica y evitar las críticas de los sectores anticlericales.  

La medida la adoptaron los obispos reunidos en Asamblea Plenaria de la Conferencia Episcopal Argentina, señala, además, a distender la relación con el Gobierno de Macri después de que promoviera el debate en el Congreso de la despenalización del aborto, proyecto que al final no fue sancionado.

Vea también: Tierra del Fuego: ¿Funcionarios confesaron que hubo campaña en contra del Intendente Melella?

En una misiva, los clérigos hablaron acerca de su voluntad de “aceptar el reemplazo gradual de los aportes del Gobierno que constan de asignaciones a los obispados, becas para los seminaristas y parroquias de frontera, por opciones basadas en el respaldo de las comunidades y de los fieles, volviendo al espíritu de las primeras comunidades cristianas que ponían lo suyo en común”.

Según AP, los obispos no pormenorizaron las razones de la decisión, que coincide con un fuerte ajuste del Gobierno comprometido por el presidente Macri con el Fondo Monetario Internacional a cambio de un rescate financiero después de una crisis que devaluó el peso más del 50% y disparó la inflación.

La Iglesia católica tomó la decisión a causa de los recortes del Estado

El Poder Ejecutivo Impulsó fuertes recortes en distintas plazas, no obstante aumentó las partidas destinadas a la política social en el presupuesto previsto para 2019 a causa de la delicada situación de la población más vulnerable. Actualmente, la pobreza afecta al 27,3% de los argentinos, según cifras oficiales que corresponden al primer semestre de este año.

En sustitución de las contribuciones del Estado, el episcopado dijo que “trabajará en la creación de un fondo solidario” y dará “continuidad del diálogo con el Gobierno nacional, consensuando diferentes alternativas que facilitarán este reemplazo”. 

En los últimos meses, los clérigos ahondaron sus críticas al modelo económico y muchos de ellos tomaron partido por líderes sociales opositores al Estado.

Marketing Digital Experience

Luisa Bermúdez

Profesora de Castellano y Literatura egresada del Instituto Pedagógico de Caracas/Correctora de estilo. Redactora y editora de Segundo Enfoque. Venezuela

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close