Luisa Pernalete: “Maestros venezolanos enfrentan escasez y violencia”

163

Venezuela. – En el marco del Día del Maestro en Venezuela,  Luisa Pernalete, una de las fundadoras de Fe y Alegría, habló sobre la escasez y violencia que enfrentan los maestros en las escuelas venezolanas.

El gremio de maestros en Venezuela consideró que no tienen mucho que festejar, pero sí muchos retos que enfrentar a diario en las escuelas para lograr formar ciudadanos que contribuyan con el progreso del país.

[pullquote]Para ser maestro hoy se necesita muchísima vocación[/pullquote]

Al respecto, la profesora Luisa Pernalete, quien lleva más de 45 años educando a venezolanos, expresó que “pese a todas las carencias y dificultades, esa es la mejor profesión, pues de ella depende la calidad de los habitantes de una nación”.

En tanto, aseguró que “los educadores enfrentan muchas dificultades para ejercer a cabalidad su carrera. La falta de alimentos es el principal problema, pues directores y maestros de algunas instituciones, en especial de preescolar, le han contado que padres y representantes dejan de llevar a los niños a las escuelas porque no les han podido dar comida”.

Pernalete detalló que “tenemos educadores que han sido atracados varias veces durante el año escolar, y además, cuando llegan a la escuela, se enteran de que también esta ha sido robada. A diferencia desde hace unos diez años, los maestros no pueden comprarse un carro para ir a sus lugares de trabajo”.

En el caso de la violencia en los colegios, Pernalete manifestó que “el problema no ha sido debidamente enfrentado por las autoridades, lo que complica la situación. Y menos con la reforma de la Ley Orgánica de Protección de Niños, Niñas y Adolescentes, que aumenta la edad para que sean sancionados. ¿Entonces qué hacemos con los chamos de 12, 13 y 14 años? Eso no sería problema si hubiese programas para su recuperación”. “Para ser maestro hoy se necesita muchísima vocación”, puntualizó.

Pernalete concluyó diciendo que “los maestros deberían contar con programas de carácter terapéutico destinados a drenar las situaciones traumáticas con las que se enfrentan. Sobre todo porque trabajan directamente con niños y jóvenes y no pueden descargar en ellos su malestar por los problemas que viven”.

Del mismo modo, Orlando Alzuru, presidente de la Federación Venezolana de Maestros, dijo que “a eso se suman las pésimas condiciones socioeconómicas en las que deben ejercer la profesión los maestros”.

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.