México: Asesinaron al indígena ecologista Isidro Baldenegro

128

México.– Isidro Baldenegro, indígena ecologista, defensor de los bosques en la sierra Tarahumara, Chihuahua, fue asesinado este mes de enero por sus luchas para proteger al medio ambiente.  Se desconoce quién lo asesinó o cómo fue el crimen

El activista Baldenegro fue víctima de represión, amenazas, violencia, y encarcelamiento por oponerse a quienes se dedicaban a talar por negocio sus árboles, según reseñaron los medios locales. Este hombre fue asesinado en la vivienda de un familiar en la comunidad de Coloradas de la Virgen, del municipio de Guadalupe y Calvo, lugar donde fue a refugiarse por unos días atrás.

Para Baldenegro esta no era la primera vez que era víctima de amenazas, ya que el pasado 29 de marzo de 2003 la Policía Judicial del Estado, lo detuvo y acusó de poseer marihuana y armas de uso exclusivo del ejército. Tras ese incidente, la organización Amnistía Internacional lo declaró preso de conciencia, y permaneció privado de libertad hasta junio de 2004, cuando fue liberado por falta de pruebas.

Seguidamente, en abril de 2005, recibió el Premio Goldman, el máximo galardón otorgado a defensores del medio ambiente. Una vez que tuvo el premio en sus manos, demandó al gobierno mexicano atender las demandas de los indígenas, en lugar de criminalizar y detener campesinos.

Sin embargo, el defensor de los bosques fue asesinado sorpresivamente. Por su parte, Greenpeace, se pronunció a través de los medios de comunicación diciendo que “lamentamos el vacío que deja en su familia, en sus amigos y en sus compañeros de lucha; lamentamos la violencia como forma de imponer los intereses de unos cuantos, y no aceptamos que la impunidad y la injusticia sean el sello final en este asesinato”.

[pullquote]“Exigieron justicia y protección para la abogada Estela Ángeles Mondragón”. [/pullquote]

Greenpeace señaló que “los impartidores de justicia deben hacer su trabajo, y encontrar a los responsables de la muerte de Isidro y aplicar la ley. Los responsables del cuidado y conservación del medio ambiente, deben defender los recursos naturales y no dejarla en manos de hombres y mujeres valientes, pero solos y solas en su lucha contra la delincuencia organizada, los intereses corporativos y el poder”.

El llamado de Greenpeace al gobierno mexicano fue para que pongan el ojo en Tarahumara, Chihuahua, para garantizar su conservación y evitar represalias.

Greenpeace concluyó con un llamado a todos quienes trabajan en favor del medio ambiente, y agradeció su lucha, reiterando la indignación por este asesinato. También, desde su organización “exigieron justicia y protección para la abogada Estela Ángeles Mondragón”.

Mondragón es activista de los derechos humanos, y desde hace 20 lleva la defensa jurídica por la recuperación del territorio ancestral del pueblo Rarámuri de Baqueachi, Chineachi y Huahuacherare del municipio de Carichí, en el estado de Chihuahua.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *