Internacionales

Moody’s elevó nota crediticia de Argentina

Argentina.- La agencia calificadora de deuda Moody’s el día de hoy elevó la nota crediticia de Argentina, después del acuerdo con los holdouts, de “Caa1” a “B3”. En un comunicado se indicó la decisión por la “expectativa de que el país resolverá los reclamos de los acreedores” y por la “mejora de las políticas económicas desde que asumió la presidencia Mauricio Macri”.

Esta calificación de bonos bajo legislación extranjera y de los bonos reestructurados se incrementó bajo la legislación local en moneda extranjera también fueron subidos “B3” desde “Caa2”. Moody’s señaló “La probabilidad de que la Argentina realice el pago de los bonos reestructurados se incrementó significativamente después del fallo de la Corte de Apelaciones del Segundo Circuito de Nueva York a favor de la Argentina, que tuvo lugar el 13 de abril”.

La Corte de Apelaciones de Nueva York reafirmó el pasado miércoles la orden del juez Thomas Griesa, que levantó las medidas cautelares que hasta ahora impedían realizar pagos a la deuda bonistas que se habían regularizado su situación en los canjes de 2005 y 2010, Argentina les pagara también a los acreedores del país que  obtuvieron sentencias a su favor.

“Desde el fallo de febrero pasado, Argentina ha alcanzado acuerdos con varios holdouts litigantes, aunque no con todos ellos, y ahora debe afrontar el pago de más de USD 8000 millones. Si bien siguen existiendo riesgos legales, operativos y de mercado que podrían retrasar la emisión de bonos requerida para cumplir con esos pagos, consideramos que el escenario más probable es que Argentina pague a los bonistas litigantes en los próximos días”, indicó la calificadora.

Otras calificadora de deuda seguirá los mismos pasos de Moody’s, una vez que Argentina realice los pagos de los holdouts. Fitch comentó que se modificarán la calificación de Argentina a B.

“El 22 de marzo elevamos la nota de largo plazo de la Argentina en moneda local a B, con perspectiva estable. En ese momento dijimos que una vez que la Argentina pueda pagar la deuda reestructurada, subiremos la calificación de la moneda extranjera a B también, desde restricted default. Es positivo porque el mercado ya está viendo mejoras en la consistencia de las políticas macro y por la expectativa inminente de abrir nuevas fuentes de financiamiento luego de más de 15 años”, informó Erich Arispe, director de calificación soberana de América Latina de Fitch Ratings.

Arispe, señaló que los costos del financiamiento solo dependerán de lo que queda por delante “Más allá de lo que se hizo, la política económica debe traducirse en una inflación que vaya bajando, una recuperación en el crecimiento económico y se reduzcan los desequilibrios actuales y se sigan fortaleciendo la posición de las reservas del Banco Central, no solo a nivel cuantativo sino en su calidad, porque 5 mil millones de dólares son del Repo”, dijo.

S&P, se manifestaron en igual sentido: “Estamos dando dos pasos: asignar la calificación de B- para la emisión y planear una suba en la nota de largo plazo una vez que se pague la deuda reestructurada. Como se están dando las cosas, la operación viene por un camino correcto. Ponerle B- demuestra un grado de confianza importante y la emisión cubrirá las necesidades financieras de este año del Gobierno. En adelante, el tema es cómo se implementa el resto del plan económico”, señaló Sifón Arevalo, a cargo del rating soberano de América de S&P.

Marketing Digital Experience

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close