Mujer murió por una mala praxis en liposucción

mala praxis en liposucción segundoenfoque - Mujer murió por una mala praxis en liposucción

Mujer murió por una mala praxis en liposucción

Argentina.- Romina Candia Flores, de 32 años, falleció tras ser víctima de una mala praxis en liposucción. La mujer quería recuperar su figura luego de haber tenido tres embarazos.

Apenas la semana pasada el cirujano fue imputado por “homicidio culposo”. Con las pericias se supo que la clínica no reunía las condiciones para realizar una operación de este tipo.

La sentencia fue dictada por Ignacio Mahiques, titular de la fiscalía 11 de la Ciudad, quien llevó adelante la investigación.

Durante un año entero, Romina ahorró más de 50 mil pesos para costearse los gastos de la intervención estética. La operación fue realizada el pasado 14 de noviembre en la Clínica Matienzo, del barrio porteño de Belgrano.

malapraxis - Mujer murió por una mala praxis en liposucción

Al parecer la clínica no estaba habilitada para realizar ese tipo de cirugías. Probablemente por esa razón algo falló durante la intervención y un mes después, Romina murió.

Meses antes de someterse a la operación, la mujer había realizado una dieta que le permitió bajar ocho kilos. Además, los estudios preoperatorios le habían salido salieron bien.

Le puede interesar: Argentina quedó entre los países donde más se practican cirugías estéticas

Medios locales reseñaron que el cirujano Armando Donati la había convencido de que la liposucción era la mejor opción para lograr un tratamiento efectivo.

La mala praxis en liposucción llevó a la paciente a un cuadro grave

En medio de la cirugía, Romina entró en shock hemorrágico. Luego de 8 horas de operación, finalmente salió del quirófano. Se encontraba hinchada, además presentó hematomas en los ojos y seguía inconsciente.

Familiares de Romina exigen justicia y hacen un llamado a la prevención

Los familiares de la mujer contaron que el médico les indicó que los síntomas “eran totalmente normales” y que “no debían preocuparse”.

Luego de estar toda la noche en la Clínica Matienzo y al no ver ninguna mejora, los doctores decidieron trasladarla al hospital Güemes. Lamentablemente Romina falleció el pasado 16 de diciembre.

En redes sociales la hermana de la víctima de mala praxis en liposucción, Jessy, escribió en una publicación en Facebook que “el problema no es solo la mala atención e intervención que tuvo Romy, sino el daño físico causado por sus manos (refiriéndose a los doctores).”

Podrás hacer tu descargo porque todos tenemos derechos a expresarnos libremente pero dejame decir que de nada vale tener…

Posted by Jessy Candy on Sunday, August 19, 2018

Ámbar Román

Ámbar Román

Share on facebook
Facebook
Share on google
Google+
Share on twitter
Twitter
Share on linkedin
LinkedIn
Share on pinterest
Pinterest
Share on whatsapp
WhatsApp
Share on email
Email