Mujer trans fue brutalmente asesinada en su casa en Paraná

588

Una mujer trans, de 36 años, fue hallada sin vida dentro de su casa en la ciudad de Paraná. El cuerpo presentaba grandes signos de violencia, pues la mujer recibió 18 puñaladas con evidente saña. Por este crimen buscan a un sospechoso que fue visto con la víctima el domingo.

Por su parte, los investigadores del caso identificaron a la mujer trans como Lucía Barrera. Hallaron al cadáver de Barrera junto a la cama en su dormitorio de la vivienda situada en calle Ameghino 59 de la capital de Entre Ríos.

Los forenses que revisaron el cuerpo determinaron que, en principio, llevaba muerta al menos dos días, y que presentaba 18 heridas provocadas por un arma blanca principalmente en la zona intercostal izquierda. 

Lea también Mujer embarazada e indigente cocina perros y gatos en una plaza

Se descarta la hipótesis del robo

Las primeras investigaciones del caso apuntan a que la mujer trans a se reunió con varios amigos en su vivienda el pasado fin de semana. Uno de los partícipes de esa reunión arribó este jueves a la casa y encontró la puerta semi abierta; al ingresar a la habitación encontró el cuerpo de Barrera sin vida al lado de su cama. 

Tras el hallazgo, se dio aviso a policía, por lo que varios móviles se trasladaron al lugar y los efectivos determinaron que en la vivienda no se observaba desorden ni signos de violencia o pelea. Por tal motivo, el fiscal a cargo de la causa, Gonzalo Badano, ordenó el análisis de las cámaras de seguridad de la zona, ya que según testimonios de allegados y vecinos, vieron a Barrera el domingo pasado junto a un hombre.

Se trata de una travesti“, confirmó el fiscal, al tiempo que explicó que encontraron el cuerpo “en el dormitorio, más precisamente, al lado de la cama”, sostuvo. Al referirse a las posibles causas del homicidio, el funcionario policial, descartó que el móvil del mismo haya sido un robo.

Un crimen que causó conmoción

El hermano de la víctima, quien se encontraba en el lugar del hecho, contó que Barrera era una persona muy querida en la zona y muy respetada a pesar de su condición de identidad sexual. Asimismo, se refirió a la víctima  como Bruno Aitor Barrera.

Pese a las declaraciones del hermano del fallecido, los vecinos se refirieron a la víctima como “ella”, afirmando que se llamaba “Lucía”.

“Se la veía acá todos los días, cuando salía a fumar a la vereda”, señaló Melisa, una vecina de la zona y agregó que “nunca tuvimos ni un problema con ella, era una vecina más“, remarcó.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *