Nativos de Ecuador rechazaron ampliación del estado de excepción

80

Quito.- La organización de pueblos originarios de Ecuador rechazó la extensión de 30 días del estado de excepción en la provincia de Morona Santiago, ordenada por el presidente Rafael Correa, debido a los sucesos que ocurrieron semanas atrás durante protesta antiminera.

La medida adoptada por el Ejecutivo es “una clara muestra de provocación y de la incapacidad del Gobierno de resolver los problemas de una forma pacífica”. Así lo declaró Jorge Herrera, el presidente de la Confederación de Nacionalidades Indígenas del Ecuador (Conaie) en una rueda de prensa.

[pullquote]”Ejecuten las acciones necesarias para que se garantice a los habitantes la seguridad interna, ciudadana y humana”.[/pullquote]

El pasado mes de diciembre, nativos de la etnia shuar, protestaron en contra de la intervención de la empresa de origen chino EXSA, que explota yacimientos de cobre en el lugar, y es por esto que los pueblos originarios reclamaron esas tierras como suyas.

La protesta habría dejado a un funcionario muerto y siete heridos, por lo cual, el presidente Correa decretó estado de excepción, que se extenderá al menos hasta el próximo 12 de febrero, a pesar del pedido de las comunidades de desmilitarizar la zona. En consecuencia, la Confederación de Nacionalidades Indígenas del país anunció que el próximo 31 del mes en curso se realizará una asamblea extraordinaria para evaluar el tema y definir posibles acciones.

Por su parte, el gobierno ecuatoriano acusó a los nativos de haber usado armas de fuego y dinamita con las que, según ellos, ocasionaron el fallecimiento de los funcionarios; también han ofrecido recompensas a quienes identifiquen a los autores del asesinato.

Sin embargo, los aborígenes aseguran que “no hay indicios” de que habitantes de la comunidad hayan sido partícipes del asesinato del uniformado, por lo que piden que se levante el estado de excepción y que se libere a varios de sus compañeros detenidos.

Se conoce que el estado de excepción establece la movilización de la fuerza pública con el fin de garantizar el orden interno de la zona donde ocurrió la protesta y donde habitan los nativos, así como disponer a los ministros de Defensa Nacional y del interiormediante el Comando Conjunto de las Fuerzas Armadas y la Policía Nacional. En este sentido, el gobierno nacional expresó “ejecuten las acciones necesarias para que se garantice a los habitantes la seguridad interna, ciudadana y humana”.




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *