Protestaron por reforma migratoria en Argentina

109

Argentina.- Migrantes de países latinoamericanos en Argentina realizaron ayer una concentración en contra de un decreto firmado por el presidente de ese país, Mauricio Macri, el cual impide que ingresen extranjeros que tengan antecedentes penales y a su vez acelera los plazos para  que puedan ser expulsados. 

Los organizadores de la manifestación que se llevó a frente a las instalaciones del  Parlamento argentino aseguraban que migrar es un derecho humano, mientras esperaban llamar la atención de aquellos legisladores que tendrán que debatir si ponen en marcha varios cambios a la reforma migratoria, la mayoría de ellas dictadas directamente desde la presidencia.

Las organizaciones en las que se agrupan a los migrantes en Argentina se movilizaron ayer desde el Congreso rumbo a la histórica Plaza de Mayo, ubicada justo al frente de la Casa Rosada, la sede del Gobierno nacional y que está situada a unos 1,3 kilómetros de distancia.

Como parte de las actividades de protesta estos realizaron una huelga para hacer visible ante las autoridades todo impacto económico que aportan las tareas laborales que realizan en forma cotidiana los migrantes en Argentina. Según señaló un informe realizado en el año 2016 por la Universidad de Tres de Febrero, los extranjeros generan con su actividad entre unos 1.000 y 1.500 millones de dólares por año. 

Jaquelina Macaña, una ecuatoriana proveniente de Cotopaxi y que reside en el país desde hace ocho años, aseguró que se quiere ligar a los migrantes con el delito, y ratificó que de ninguna manera las personas que deciden llegar a Argentina buscan empeorar la situación del país.

La representación argentina dentro de la organización Amnistía Internacional (AI) ha considerado en su último informe que esta medida migratoria representa una política totalmente regresiva, introduciendo varios impedimentos para el ingreso y la permanencia de migrantes en el país, alegando que la misma sólo busca acelerar los trámites de expulsión para reducir las garantías procesales de las personas, vulnerando el derecho a la defensa y restringiendo el acceso a la obtención de la nacionalidad argentina.

Sin embargo, la reforma migratoria no plantea de ninguna manera que se busque una Argentina xenofóbica sino que se procure realizar una evaluación de manera especial de los crímenes transnacionales, según lo afirmó la ministra de Relaciones Exteriores, Susana Malcorra. 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *