Internacionales

Pueblo de Colombia decretó toque de queda por espíritus malignos

La pequeña localidad de Pajarito determinó la prohibición para los menores de 17 años

En la pequeña población de Pajarito, ubicado al centro de Colombia, en el departamento de Boyacá, se decretó toque de queda para los menores de 17 años. La medida obedece a supuestos ataques de “espíritus malignos” invocados a través de la red de mensajería instantánea WhatsApp.

De hecho, el propio alcalde de la localidad colombiana, Inocencio Pérez, fue quien realizó el decreto, pues a su parecer este pequeño pueblo colombiano vive un intenso agobio tras “ataques a los jovenzuelos”.

A su vez, el edil acusó a la red social Whatsapp de provocar que más de una docena de jóvenes de Pajarito sufriera de convulsiones e intentos de suicidio, los cuales calificó de aberrantes y acciones satánicas.

Lea también: Fiscalía francesa interpuso un recurso de casación por la letra “ñ”

¿Invocaciones satánicas en Pajarito a través de Whatsapp?

Pajarito es un pueblo católico de unos 2.000 habitantes, dedicado a la ganadería y la caficultura. En esta población se han registrado, según las autoridades locales, comportamientos extraños, amenazas de tirarse de puentes, laceraciones, desmayos y cambios de voces de al menos 14 menores, de entre 12 y 17 años, del colegio Técnico Agropecuario del municipio que usan el sistema de mensajería.

Al parecer, estos mancebos se citaron para participar en el llamado “juego de la estrella de 18 puntas”. Dicha práctica se constituye aparentemente de varios retos, entre los que se incluye la práctica de la ouija.

Por esta razón, el alcalde del pueblo tomó la determinación de prohibir el tránsito así como la movilización de niños y adolescentes entre las siete de la noche y las cinco de la mañana, ante este “tema tan aberrante”.

“Tomé esa decisión con base en los casos de alerta roja que se estaban presentando”, explicó Inocencio Pérez. “Unos niños dijeron que se iban a suicidar, hablaban incoherencias que ‘porque ya les había llegado la hora’, se iban a tirar de un puente”, agregó.

Así mismo, el alcalde colombiano aseguró que con esta determinación busca que los padres de familia “se apoderen” de sus hijos y eviten más actos como los ocurridos en los últimos días.

“[El propósito será] proteger la vida y la integridad de los niños y adolescentes del municipio de Pajarito, no se les permitirá que se encuentren en el espacio público y/o establecimientos de comercio del municipio sin compañía de sus padres o persona en quien recaiga su custodia”.

Toque de queda 

De este modo, Pérez sostuvo que el toque de queda fue una decisión consultada con la policía, asistentes jurídicos de la alcaldía y psicólogos, tras contrastar las versiones de los jóvenes supuestamente poseídos.

“Hay padres que me han agradecido, pero hay unos niños que están de mal genio”, aseguró.

La restricción se mantendrá vigente hasta que se controle la situación. Por ello, en caso de que un menor sea encontrado fuera de su casa, sus padres podrían ser multados.

Marketing Digital Experience

Michelle Rodríguez

Profesora de Castellano, Literatura y Latín. Magíster en Literatura Latinoamericana, egresada de la Universidad Pedagógica Experimental Libertador - Instituto Pedagógico de Caracas.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close