Salud

Retinopatía diabética: Complicación visual que puede llevar a la ceguera

La retinopatía diabética aparece en la diabetes mellitus tipo 1 en el 98% de los pacientes, después de 20 años con la enfermedad

Salud.- Mucho se conoce de la diabetes, pero ¿qué se sabe de la retinopatía diabética?

Según los especialistas, la retinopatía diabética es una complicación visual crónica y específica de la diabetes que produce alteraciones en los vasos sanguíneos que dañan la retina a largo plazo.

Ante esta consecuencia, es necesario un rápido tratamiento, ya que de no tratarla a tiempo o supervisarla adecuadamente, puede causar ceguera.

Es importante destacar que, al afectar la retina, que es la parte interna del ojo, provoca que está se vaya cerrando y que el ojo no funcione de manera adecuada.

Hay que resaltar que, según la Organización Mundial de la Salud la retinopatía diabética aparece en la diabetes mellitus Tipo 1 en el 98% de los pacientes, después de 20 años de padecerla.

También señala la OMS, que en el caso de quienes padecen diabetes mellitus Tipo 2, las estadísticas refieren que esta afección se presenta en un 60% de las personas que han vivido 20 años con esta enfermedad.

No obstante, los especialistas coinciden en señalar que si bien es una enfermedad que puede evitarse si se detecta a tiempo, al no presentar síntomas, su diagnóstico es muy complicado.

Para prevenir: examen completo de la vista anual

Para los expertos no es necesario esperar a presentar síntomas, por lo que recomiendan la realización de un examen completo de la vista una vez al año, independientemente de que la primera vez salga todo bien.

Lea también: Vacuna contra neumonía

Para las mujeres con diabetes embarazadas, recomiendan la realización del examen entre las semanas 20 y 28 de gestación.

Será este examen el que puede alertar sobre la presencia de la enfermedad, o remitir a un estudio más profundo que determine si hay o no daño en la retina.

De acuerdo con el National Eye Institute, la retinopatía diabética tiene varias etapas las cuales pueden identificarse y atenderse lo antes posible:

1 Retinopatía no proliferativa ligera: Áreas de inflamación, parecidas a ampollas en la retina.

2 Retinopatía no proliferativa moderada: Vasos sanguíneos de la retina se obstruyen.

3 Retinopatía no proliferativa severa: Inflamación y bloqueo de varios vasos sanguíneos, bloqueando la circulación.

4 Retinopatía proliferativa: Los vasos sanguíneos crecen a lo largo de la retina y de la superficie del ojo, creando paredes delgadas y frágiles que impiden ver correctamente.

 

Marketing Digital Experience

Artículos relacionados

1 thought on “Retinopatía diabética: Complicación visual que puede llevar a la ceguera”

Close