Santos afirma que las FARC tienen dinero sucio oculto

Colombia.- El presidente colombiano Juan Manuel Santos afirmó que su gobierno está “casi seguro” que las rebeldes Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC) tienen escondido dinero producto de sus acciones delictivas. Por el momento no se han establecido en dónde, pero advirtió que de ser hallado será decomisado. 

En una entrevista en la emisora Caracol Radio, el mandatario se refirió a las cifras reveladas por la publicación estadounidense The Economist, en donde se señala que la fortuna de las FARC asciende a los 10.000 millones de dólares, aunque afirma que esas cifras no existen. 

“Las cifras de las que se han hablado no tienen ni pies ni cabeza y lo que se ha dicho es un sofisma, porque las bases son falsas. A mí no me cabe duda de que las FARC tienen dinero escondido, yo no las defiendo ni mucho menos, pero (lo que) estoy diciendo es que no hemos podido descubrir dónde está ese dinero”, subrayó. 

Santos advirtió que las autoridades seguirán buscando la supuesta fortuna de la guerrilla y también anunció que se ofrecerá una recompensa o porcentaje de lo incautado, para la persona que señale dónde está el dinero. 

El jefe de Estado se refirió a la posibilidad de que el acuerdo final del proceso de paz que el gobierno celebra desde 2012 con las FARC en Cuba se logrará el próximo mes de junio, aunque aclaró que prefiere no plantear fechas definitivas. 

Además, detalló que todavía faltan muchos puntos dentros de refrendación y de el fin del conflicto, pero que se está avanzando y tratando de ultimar los detalles para tomar decisiones complejas.

Finalizó haciendo un llamado al Ejército de Liberación Nacional (ELN) para que renuncie al secuestro y a los ataques contra la infraestructura del país, como una condición para poder iniciar la fase pública del proceso de paz con el Gobierno.

“Es cierto que no hay cese al fuego hasta que se termine el conflicto. Lo mismo pienso con el ELN, pero el conflicto tiene también sus reglas, hay cosas que se aceptan y otras que no, para eso está el Derecho Internacional Humanitario. El secuestro no hace parte de la guerra”, expresó. 

“Creemos que el ELN debe dar muestras de paz. No nos olvidemos que nosotros representamos la institucionalidad y abrimos el camino para que un grupo insurgente deje las armas y haga política, pero el mínimo es que renuncien al secuestro y liberen los secuestrados. Mientras tanto seguimos en la guerra”, subrayó.

El Gobierno y las FARC han logrado en 40 meses de negociaciones el preacuerdos en cinco de los seis puntos pactados en la agenda, siendo este un avance histórico en temas de desminado, justicia transicional y búsqueda de desaparecidos. 

También se inició el diálogo formal en en Ecuador con el ELN, que es la segunda guerrilla de Colombia después de las FARC, que se encuentra suspendido por la insistencia del grupo de mantener al menos una decena de secuestrados.

Adiarid Lisbeth Mondragón Gómez

Adiarid Lisbeth Mondragón Gómez

Facebook
Google+
Twitter
LinkedIn
Pinterest
WhatsApp
Email