LGBT

Trump firmó el veto para los transgénero en el ejército

Según medios de comunicación locales, el mandatario se remitirá a una política nueva recomendada por el Pentágono

Estados Unidos.- El presidente Donald Trump firmó el veto que impide a la mayoría de las personas transgénero servir en el ejército.

Este viernes a través de un memorándum anunció su renuncia al veto total de esta población que se encontraba paralizado en los tribunales desde el pasado mes de diciembre.

Según medios de comunicación locales, el mandatario se remitirá a una política nueva recomendada por el Pentágono.

La misma supone de igual manera un duro golpe para este sector de la comunidad LGTB, tanto para los que quieren ingresar al ejército como para los que están en servicio.

Por una parte, el departamento de Defensa planteó que aquellas personas que estén atravesando por la transición; y por ello necesiten tratamientos médicos relevantes, incluyendo una cirugía, “están descalificados para el servicio militar, excepto ciertas circunstancias limitadas”.

Las decisiones de Trump hacen retroceder todos los avances que ha conseguido la comunidad LGBT

Según el diario El País, EEUU se dirige a un grave retroceso tanto para las personas transgénero que desean alistarse como para los que ya están en el ejército.

Esta población quedará flotando, se trata de unos 13.000, según las estadísticas más recurrentes, menos del 1% del total.

La presidencia de Barack Obama anunció en junio de 2016 que los militares transgénero podrían servir abiertamente.

Este gobierno creó un programa para cubrir los gastos de transición de género de los que lo solicitaran.

Además, fijó para el verano de 2017 la posibilidad de ingresar al ejército siendo ya transgénero.

En julio, el actual presidente Trump revocó la decisión.

En la actualidad, con los consejos propuestos por el jefe del Pentágono, Jim Mattis, las personas transgénero que no han pasado por una operación de reasignación de sexo, ni lo demandan, podrían ser militares.

No obstante, esto sería posible siempre y cuando se hubieran mantenido estables en su sexo biológico durante los 36 meses previos a su entrada en el ejército y pudiesen ser desplegados sin limitaciones.

Igualmente podrían quedarse los funcionarios que se identificaron como transgénero una vez dentro de las Fuerzas Armadas pero tampoco solicitan un cambio de género.

Es decir, pueden seguir aquellos que se mantengan en su sexo biológico.

Aquellos que se declararon transgénero bajo el mandato de Obama serán beneficiados

Solo se exceptúan aquellos que se declararon transgénero bajo la política de Obama, que se quedarían en el género con el que se identifican.

El Estado quiso mantener el veto vigente mientras se entablaba la sentencia, pero en diciembre la jueza la aprobó y el Pentágono está cumpliendo con la ley de la resolución judicial.

Marketing Digital Experience

Luisa Bermúdez

Profesora de Castellano y Literatura egresada del Instituto Pedagógico de Caracas/Correctora de estilo. Redactora y editora de Segundo Enfoque. Venezuela

Artículos relacionados

Close