Salud

Un hombre casi muere por comerse las uñas

Pasó varios meses en un hospital tras contraer una infección bacteriana en el torrente sanguíneo

Un hombre identificado como Ricky Kennedy, residente de Dumbarton, Reino Unido, pasó hace un año por una de las peores experiencias de su vida: casi muere por comerse las uñas.

Lo que consideraba un hábito inofensivo, lo llevó a pasar varios meses en un hospital. Pero ahora, su caso sale a colación para servir de ejemplo ante lo indefensos que solemos ser ante algunas circunstancias inusuales.

Trascendió que el británico de 57 años de edad, en enero de 2017 mordió más de lo debido la uña del dedo pulgar, lo que le generó la aparición de una pequeña ampolla. Acudió a un médico, sin siquiera imaginarse que casi moriría por comerse las uñas, este le recetó antibióticos para tratar la inflamación del corte.

Sin embargo, a los pocos días debió ser internado porque la infección se había propagado por sus brazos y pecho. “Estaba delirando, no sabía ni siquiera su edad y apenas podía respirar o pararse”, dijo su esposa Ghislaine.

Kennedy relató que jamás imaginó que el pequeño corte en su pulgar “fuera la causa de todo”. Agregó que ya  antes “me había mordido la uña así cientos de veces”.

“Tenía mucho dolor y no podía moverme. Pensé que estaba teniendo un ataque al corazón y realmente pensé que iba a morir”. De cierta forma casi sucedió así, los médicos le dieron solo un 50% de probabilidad de sobrevivir a la enfermedad.

casi muere por comerse las uñas

Vea también: Conocé el caso de “la mujer más enferma de Estados Unidos”

Un asesino silencioso

Según los reportes, el hombre contrajo una infección bacteriana denominada sepsis mortal, la cual actúa en el torrente sanguíneo. Este “envenenamiento de la sangre” es una de las enfermedades mortales más comunes en el mundo; aunque actúa como un asesino silencioso.

“Esta enfermedad es una reacción a una infección, donde el sistema inmunológico en su intento de protegernos termina desencadenando una inflamación generalizada; la cual produce coágulos de sangre y fugas en los vasos sanguíneos”, detalló un especialista que lo trató.

El médico agregó que en los casos graves, el paciente experimenta una caída extrema de la presión sanguínea. También muestran insuficiencia de uno o varios órganos y muere en cuestión de horas.

Actualmente, deberá someterse a una cirugía mayor en su clavícula para poder reemplazar los huesos erosionados, lo que le provoca un dolor insoportable.

Kennedy aseguró sentirse afortunado por seguir con vida después de haber contraído dicha infección. “Tengo suerte de estar vivo. Quizás nunca vuelva a estar tan sano como antes, pero sigo acá con mi familia y eso es lo más preciado para mí”, concluyó.

Marketing Digital Experience

Artículos relacionados

1 thought on “Un hombre casi muere por comerse las uñas”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Close