Volkswagen cuestiona futuro de la tecnología diésel

100

Volkswagen es el mayor fabricante automovilístico de Europa y apuesta en su nueva estrategia por los vehículos eléctricos, nuevos servicios de movilidad y  conducción automática.

Matthias Müller, presidente de la junta directiva de Volkswagen, cuestionó la posibilidad de seguir invirtiendo grandes cantidades de dinero en el desarrollo de la tecnología diésel. Dicha información fue referida durante  una entrevista para el diario alemán Handelsblatt, un día antes de celebrarse la junta general de accionistas de la compañía.

La tecnología diésel ha sido durante muchos años la parte fundamental de la estrategia de Volkswagen, pero la situación ha cambiado después de que se publicara en Estados Unidos que la compañía alemana manipuló durante años las emisiones de gases en este tipo de automóviles. El consumo menor de los vehículos diésel era la principal ventaja de estos motores.

[pullquote]Volkswagen  apuesta en su nueva estrategia por los vehículos eléctricos, nuevos servicios de movilidad y  conducción automática.[/pullquote]

Propiciar un menor consumo de combustible, era la principal ventaja del diésel. Volkswagen no ha concretado si volverá a ofrecer motores diésel en EEUU, lugar donde actualmente ha caído su reputación por el trucaje. “En este momento eso es difícil de responder y aunque deberíamos abordar el tema de manera fundamental,  corresponde conocer la ley de emisiones que entrará en vigencia en 2020”, manifestó el presidente de Volkswagen.

El representante de la junta directiva de Volkswagen, acotó que se debe prever que la limpieza del mercado del combustible diésel será muy costosa y laboriosa, reflejando la nueva modalidad eléctrica como tendencia más económica. “En este momento es válido preguntarnos si debemos o no seguir invirtiendo dinero en el desarrollo del diésel”, comentó Müller

Ventas estancadas

Las ventas del grupo Volkswagen se han suspendido en los cinco primeros meses del año 2016 en más de  4 millones de automóviles tras la caída en Brasil, Rusia y Estados Unidos. Las ventas en norteamérica bajaron en este periodo un 6,2%, hasta 226.800 unidades y en Sudamérica se redujeron a 187.700 unidades, un 24,4% menos, por el mal comportamiento en Brasil.

En síntesis, la tecnología diésel fue durante muchos años  parte fundamental de la estrategia de Volkswagen, pero la situación ha cambiado tras el caso de las manipulaciones de las emisiones de gases en vehículos de este tipo.

 




Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *