Deportes

Volvió a las bases y apareció el fútbol

Marcelo Gallardo una vez más dio muestra de su capacidad y, en los últimos partidos, metió mano dentro del equipo y lo cambió. ¿Pero por qué cambiar a un equipo que viene de ser campeón? Por el simple hecho de querer seguir ganando más títulos con el club. Hace unas semanas, después de haber perdido el clásico, había anunciado que el equipo volvería a sus bases e intentaría jugar de nuevo al “fútbol”

El miércoles pasado durante el debut del millonario por la Copa Sudamericana se vio un nuevo equipo pero con algunos vestigios del pasado. Esto habla de una personalidad enorme del Muñeco que se atreve a sacar y poner jugadores sin que le tiemble el pulso. Y eso está bien. Porque se piensa en el club para el club y no por los nombres.

El cambio dentro del sistema táctico del equipo habla mucho de la forma en la que el técnico quiere que su equipo juegue. Atrás quedó el medio campo con un doble 5. El de ahora cuenta con la presencia de Matías Kranevitter como única arma para recuperar el balón en la mitad de la cancha. La salida de Leonardo Ponzio permite la entrada de Leonardo Pisculichi para que sea el encargado de armar el juego en el equipo. El domingo pasado contra Lanús, el enganche tuvo una buena participación pero se notó su falta de ritmo. El miércoles por la noche su imagen fue muy distinta porque todo el fútbol que produjo el millonario nació desde sus pies. Además, logró algo muy importante para alguien de su puesto, hizo jugar a todo el equipo. River, durante el primer tiempo, tuvo varias ocasiones de goles con jugadas entrando con pelota dominada al área. Los rivales prácticamente no patearon al arco.

Pero las modificaciones del técnico no terminan en el medio campo. Las entradas de Camilo Mayada como lateral en los últimos partidos tiene un por qué, y es que pude ser que en la cabeza del Marcelo Gallardo esté la idea que Gabriel Mercado pase a ocupar la zaga central de la defensa debido a su fuerte potencial con la cabeza. A Eder Álvarez Balanta le cuesta volver a su nivel, pero esto no tendría nada que ver, sino que el punto de importancia podría ser la posible final contra el Barcelona de España. El conjunto catalán tiene una debilidad, y son las pelotas aéreas.

La pata floja del equipo es el sector izquierdo debido a que sus jugadores no lograr adaptarse al juego del equipo y no rinden como se esperaba que lo hicieran. En último partido, Milton Casco tuvo una notable mejora en su juego con proyecciones hacia al ataque y algún que otro disparo hacia el arco. Pero está lejos de poder reemplazar el buen rendimiento que tenía Leonel Vangioni, quien por el momento se encuentra lesionado a causa de un desgarro. Se cree que el lateral para la próxima semana podría estar de nuevo a disposición del técnico.

Nicolas Bertolo es una incógnita. Llegó desde Banfield tras un excelente campeonato pero pareciera que en River se ha olvidado de como jugar o que su adaptación al club le está llevando más tiempo del que muchos creían. Es cierto que contra Liga de Quito mejoró un poco, pero no logra convencer al técnico y muchos menos a la hincada. Es por eso que el Muñeco recurre a Gonzalo Martinez como variante por aquel sector. El caso del “Pity” es raro porque cada vez que ingresa desde el banco de suplentes realiza buenas apariciones y logra demostrar gran parte de su calidad caso contrario sucede cuando forma parte del once titular.

Otra gran apuesta para el técnico es recuperar a Javier Saviola. El delantero desde su llegada suma muy pocos partidos y no tiene ningún gol. Su estado físico pareciera que no es el mejor pero por cuestiones de respeto el Muñeco lo cita al banco de suplentes. En la últimas hora circulo un rumor de que el conejito podría analizar su salida del club a fin de año pero, rápidamente, la noticia fue desmentida por D’Onofrio y Jorge Brito (Presidente y Vice de River) alegando que desconocían cualquier intención del jugador sobre abandonar la banda roja. En caso de que el jugador recupere su nivel por completo o la mitad del mismo, sería una gran pieza clave en el ataque junto a Rodrigo Mora y Lucas Alario.

Además, otro jugador que viene sumando minutos de a poco es Tabaré Viudez. El uruguayo desde su llegada alternó como volante izquierdo, enganche y segundo delantero. Marcelo Gallardo quiere darle rodaje porque sabe que el jugador tiene un buen manejo del balón y quiere que recupere su nivel. En lo que va del año son pocos los partidos que disputó y, sin una pre-temporada sobre sus hombros, es muy difícil que pueda llegar a ser parte del once titular.

El plan de “cambiar para que nada cambie” ya está en marcha y pareciera que está dando sus resultados. Es muy prematuro hablar de un éxito porque apenas van dos partidos desde el superclásico del torneo local pero lo poco que se vio, hace emocionar a todos.

Marketing Digital Experience

Nicolas Nuñez

Estudiante de Comunicación en la UBA. River Plate, los libros, Arctic Monkeys, las series y los comics son las cosas que me definen.

Artículos relacionados

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Te puede interesar

Close
Close